Otro palo para Leo Messi
Leo Messi en el partido de ida de las semifinales de la UEFA Champions League 2018/19 | Foto de Noelia Déniz, VAVEL

Después de haber dado muchos tumbos en las fases anteriores, Argentina no supo encontrar una salida en el laberinto de la Copa América. A pesar de que los de Lionel Scaloni salieron con su máxima estrella a la cabeza, no consiguieron superar al equipo liderado por Tite, que en todo momento, se divirtió con las jugadas de Gabriel Jesus y Roberto Firmino, que trajeron de cabeza a la zaga rival. A pesar de que Leo Messi mostró su mejor versión, el combinado nacional albiceleste no logró encontrar el camino del gol y las semifinales de la competición resultaron ser otra penitencia para un equipo que sigue sin alzarse con lo que llevan persiguiendo desde hace ya algunos años.

El técnico de Argentina, que decidió sacar el mismo once inicial después de cuarenta partidos, hizo todo lo posible por generar agobio en Brasil y elevó la presión hasta el límite para incomodar al anfitrión. Sin embargo, la tensión afectó a la zaga defensiva albiceleste y terminó sufriendo con el primer tanto del partido. A sus 36 años, el que fuera lateral derecho del Fútbol Club Barcelona, Dani Alves, dejó su huella en el partido haciendo de telonero y fabricando el 1-0 en el marcador. Robándole el balón a Lautaro Martínez, superó a Leandro Paredes y Marcos Acuña y le dio una asistencia a Roberto Firmino, que culminó con el balón en las botas de un Gabriel Jesus que inauguraba el marcador.

Ante el primer gol del partido, Sergio Agüero cargó con la responsabilidad de empatar el partido en una de las mejores oportunidades de Argentina. Con un buen balón de Leo Messi, el delantero de Buenos Aires pudo igualar el partido. A pesar de varios palos, Argentina no supo sacar petróleo de la portería de Alisson Becker.

Además del infortunio sufrido, Argentina acusó la mala actuación del conjunto arbitral. Los albicelestes reclamaron un penalti de Dani Alves a Sergio Agüero en la jugada del 2-0 y otro de Arthur Melo a Nicolás Otamendi, pero el VAR tampoco los concedió. Al finalizar el partido, el capitán del Fútbol Club Barcelona y estrella del conjunto de Lionel Scaloni, comparecía ante los medios y hablaba claro sobre dichas jugadas: "Tuvimos bronca con el árbitro porque durante todo el partido les favoreció en todas las jugadas y eso te va desquiciando y te va sacando del partido".

Ante esta actuación arbitral, Leo Messi habló sobre la CONMEBOL: "Se cansaron de cobrar boludeces en esta Copa, penales pelotudos y hoy ni siquiera fueron al VAR en una jugada clarísima. Brasil era local. Hoy por hoy, ellos manejan mucho en la CONMEBOL y se hace complicado".

Por último, el astro argentino dejó claro que se marchaba "con la cabeza alta" porque "pelearon" y lo "intentaron". Leo Messi se marchó orgulloso de sus compañeros y comentó: "Fuimos superiores y estos chicos demostraron que están para hacer grandes cosas. Ojalá se les respete y les dejen crecer porque tienen calidad para estar aquí porque aman al equipo".

VAVEL Logo