El Celta se pone serio contra el Lille
El equipo celebrando el gol de Pione Sisto | Fuente: RC Celta

Segundo partido de la pretemporada y segunda victoria para el Celta. El equipo de Fran Escribá parece tener las cosas claras y eso se nota en la manera de interpretar los partidos. El equipo salió con el 4-4-2 que más le gusta al técnico valenciano. Repitió titularidad Lautaro, que parece gustar mucho, junto al líder de este equipo, Iago Aspas. Los encargados de unir el medio con el ataque fueron los canteranos Brais Méndez y Denis Suárez. Ambos estuvieron muy intensos, sobre todo el primero, que cuajó una actuación más que notable. Las vacaciones le han venido bien a Brais, que parece haber recuperado la frescura y la confianza.

Sobre el terreno de juego un plan claro. Intensidad y toque. La única manera de enfrentarse a un equipo físicamente superior y con más ritmo, pues el Lille comienza su temporada antes que el conjunto celeste. Es esta fuerza con la que sale el equipo al campo la que más ilusiona, pues parecía haberse diluido desde la marcha del Toto Berizzo. El conjunto celeste se mostró muy solidario, con coberturas constantes y mucha asociación. El propio Fran Escribá señaló una vez finalizado el partido que estaba "muy contento con todos. Hemos jugado muy bien, sobretodo en la primera parte."

Otro de los jugadores sobre los que estaban puestas todas las miradas era Denis Suárez. El de Salceda creó una expectación sin igual en su llegada y la gente está deseando ver todo su talento. "A Denis tenemos que darle tiempo. Tiene que adaptarse a los mecanismos grupales los que, por ejemplo, Brais ya tiene interiorizados", añadió Escribá.

Durante el primer período el conjunto se mostró superior, llegando a ponerse por delante dos veces en el marcador, pero anulándose posteriormente por fuera de juego.

El la segunda parte se realizaron bastantes cambios para poder administrar los minutos y poder ver a otros jugadores. Aun así, el perfil fue el mismo y los jugadores comenzaron a dar señales de tener los conceptos claros y que este año, a diferencia del anterior, juega en bloque. 

Fue en el minuto 72, cuando después de una buena jugada de Iago Aspas, parando el balón sobre la línea de fondo, buscó el pase para Beltrán que remató cruzado, permitiendo a Pione Sisto enviar el esférico al fondo de la red. Actuación interesante a nivel intensidad del extremo que parece haber recuperado algo de fuerza.

El filial sigue teniendo protagonismo

En los últimos minutos de partido se pudo ver de nuevo a los jugadores del filial que continúan a las órdenes de Fran Escribá. Losada, Carreira, Molina o Bermejo pudieron aprovechar su entrada al verde para seguir demostrando que, de ser necesario, pueden contar con ellos. Y no debemos descartar la aparición de alguno esta temporada, pues el míster está realmente satisfecho con su rendimiento y ya ha comentado en alguna ocasión que su debut podría estar cerca. 

MEDIA: 5VOTES: 1
VAVEL Logo