Empate amargo en San Mamés
Iker Muniain ante Diego Costa | Foto: Twitter oficial del Athletic Club

Volvieron los leones y el fútbol a San Mamés que no lo hacía desde el pasado 1 de marzo frente al Villarreal. En un ambiente atípico, sin aficionados en las gradas, mascarillas y distancia de seguridad para cumplir con el protocolo de LaLiga, ambos conjuntos rojiblancos comenzaron su andadura en la reanudación del campeonato.

En los prolegómenos del encuentro los capitanes de ambos equipos, Iker Munian y Koke realizaron una ofrenda floral por todas aquellas victimas de la actual pandemia producida por el COVID-19, en su memoria. Asimismo, se llevó a cabo un minuto de silencio en  recuerdo, también, por las victimas de los últimos meses.

Primera parte de dominio local

El balón se puso en juego y los dos equipos, no quisieron especular demasiado. En los compases iniciales del juego, sus acciones ofensivas se basaron en golpeos largos hacia sus hombres más adelantados para prologar el balón y esperar a las segundas jugadas. En el bando Atlético, Yannick Carrasco fue uno de los más activos, pues tuvo la primera gran ocasión tras un gran pase entre lineas de Marcos Llorente. Finalmente, el disparo del belga se marcho ligeramente desviado del marco de Unai Simón. 

Todo seguía muy cerrado, ambos equipos apenas concedían ocasiones y las acciones de peligro de cada uno no eran demasiado ofensivas, por así decirlo. En cambio, en el minuto 19 una gran combinación del Athletic Club produjo un remate centrado de Iñaki Williams que Oblak tuvo que blocar en dos tiempos. A partir de ese momento, los leones se fueron haciendo con el dominio del encuentro e Iker Munian comenzó a mover el frente del ataque rojiblanco. El navarro se convirtió en un incordio para los centrocampistas atléticos apareciendo en zonas indetectables que le ayudaba a filtrar pases entre central y lateral.

El Athletic monopolizó el juego con posesiones largas y continuo dominio, aunque los colchoneros intimidaban con sus salidas al cotragolpe por medio de Saúl, Thomas, Carrasco y Costa. Sin embargo, en el minuto 36 un fuerte centra de Yuri encontró a Iker Muniain que con un tiro con el exterior de su bota logró batir a Oblak. Los leones se adelantaban en el marcador después de dominar gran parte del partido. No obstante, la alegría duro poco para los leones, pues un error de salida de balón del Athletic provocó el Diego Costa anotase el gol del empate en un mano a mano frente a Unai Simón. 

Con la gasolina justa en el último tramo

La reanudación comenzó justo como había terminado la primer parte, los leones seguían siendo vencedores en las acciones y mantuvieron la posesión del juego. Sin apenas peligro en ambas áreas, los atléticos se fueron ligeramente al ataque pero sus ataques quedaron frustrados por la zaga rojiblanca. El Athletic controlaba la situación y Yuri Berchiche continuaba siendo un autentico "puñal" por la banda izquierda, de tal modo que en el minuto 60 mandó un fuerte disparo al lateral de la red de Oblak. 

Conforme el tiempo avanzaba, la gasolina cada vez era menor y los equipos comenzaban a acusar el desgate físico. Por ello, Gaizka Garitano introdujo a Sancet y Vesga, en lugar de Unai López y Córdoba. Por su parte, el Cholo Simeone realizó tres cambios en una sola vez para dar frescura al equipo y evitar las subidas de Yuri Berchiche, introduciendo a Arias en el lateral derecho.

La segunda parte, apenas transcurrió con demasiado peligro, pero en el minuto 79  Unai Simón tuvo que emplearse a fondo para repeler, en primera instancia, un centro desde el costado izquierdo del ataque atlético, y, posteriormente, despejar el tiro de áreas en el segundo palo. Acción que estuvo apunto de consumarse como el segundo tanto del Atlético de Madrid, pero el guardameta alavés reaccionado rápidamente para evitarlo.

Los leones acusaron el desgaste en el tramo final y acabaron jugando con una linea de cinco hombres en defensa tras la entrada de Núñez y Óscar de Marcos, que regresaba a los terrenos de juego tras varios meses de ausencia. Asimismo, en los últimos 10 minutos el equipo colchonero fue ganando terreno y dispuso de la última acción de peligro en un córner que acabó sin fructificar, por lo que el reparto de puntos, insuficiente para los leones, fue lo más justo en un choque igualado en ocasiones.

VAVEL Logo