Real Madrid, un futuro incierto
Zidane. Fuente: Vavel

Tras la derrota este pasado Domingo frente al Valencia en Mestalla por 4-1, el conjunto de Zidane está más cuestionado que nunca. El inicio de temporada ha sido muy irregular. Se han visto muchos problemas en el equipo y un mar de dudas en cuanto a plantilla han quedado en el aire. Este Madrid tiene muchos problemas y parece que sin Sergio Ramos y Casemiro este equipo no saca los partidos adelante. A la mínima ausencia de uno de ellos, el equipo se tambalea. En La Liga quizá puedan mantener el pulso. Pero en la Champions League, es muy complicado que vayan a poder hacer frente a los grandes de Europa. La plantilla se ha ido debilitando en las últimas temporadas. Y lo que antes parecía un equipo con una plantilla amplia y segura, ahora cualquier imprevisto deja a un Madrid desnudo y a la deriva.

El conjunto de Zidane marcha 4º en La Liga, y tercero en su grupo de Champions League. Tiene mucho que hacer y muchas dudas que resolver tras el parón de selecciones si quiere ser serio candidato a algo este año. En Champions está en apuros y aunque en un principio parecía que el Real Madrid no tendría problemas para pasar, ahora mismo la clasificación está en entredicho. A la vuelta del parón tendrá que medirse a un Villarreal crecido y por delante en la clasificación liguera. Y al Inter de Milán en Champions. Una derrota en este último podría dejarles fuera de la competición Europea. 

El Real Madrid parecía recuperado tras salvar su "Match Ball" frente al Inter. Con Hazard recuperado y a buen nivel el Madrid veía la luz. Sin embargo, unos días después, Casemiro y el propio Hazard daban positivo en COVID, causando baja para las dos próximas semanas. Esto volvió a sembrar dudas, y tras tres penaltis y un gol en propia, volvió la oscuridad a Chamartín. A su vez, Valverde también ha caído lesionado  tras el último encuentro, y se espera que esté un mes fuera. Parece que lo mejor que le podía pasar al conjunto blanco es el parón. Dos semanas para retomar fuerzas y poner fin a todas las dudas que han surgido. 

Zidane al igual que su equipo ha sido duramente criticado, por sus alineaciones y cambios que para la afición madridista han sido incomprensibles. Como dejar a Mendy y Kroos fuera del equipo titular en el último encuentro. Marcelo está ya lejos de lo que fue, e Isco no recupera la forma. Estos dos jugadores son los grandes perjudicados de esta situación, ya que todas las críticas se centran en ellos. La afición pide a Zidane mano dura, algo con lo que el entrenador francés no coincide. Caracterizado por su buen carácter, sigue dándoles oportunidades, algo que a la afición blanca termina por desesperar. 

El Real Madrid necesita también una mejor versión de Vinicius y Asensio, quienes han sido los principales titulares en las bandas, sin embargo su nivel todavía está algo lejos del que puede ser. Varane también ha sido criticado por múltiples fallos y falta de contundencia. En contraste con estos jugadores, parece que Valverde ha recuperado su mejor nivel. Y Courtois y Benzema son lo más destacado de este Madrid en horas bajas.

La ilusión de los aficionados es ver una respuesta contundente de su equipo tras el parón. Con Casemiro y Hazard recuperados y listos para jugar. Benzema y Asensio a buen nível y Varane y Ramos más contundentes. Este Madrid tiene todavía mucha tela que cortar. Además, se espera la vuelta de Odegaard a la rotación, que podrá dar más cosas al centro del campo. El Real Madrid ha demostrado ser un gran equipo presionando arriba y quitando oxígeno al rival. Esto es lo que tiene que buscar el conjunto blanco, y así y sólo así podrá dar la vuelta a su situación.

VAVEL Logo