El Sevilla pasa a la siguiente ronda con susto
Ocampos ante Stefulj / es.uefa.com

El Sevilla, habiendo hecho prácticamente la tarea en el Pizjuán, viajó a Croacia para terminar lo hecho ante el Dinamo de Zagreb. El partido de uno lo dejó todo a favor con el 3 – 1, los de Lopetegui tan solo tenían que aguantar la ventaja frente a todo lo que intentara el Zagreb. 

En el primer tiempo, los porteros no tuvieron gran protagonismo. De hecho, Bounou se marchó sin haber hecho paradas, mientras que Livakovic sí hizo paradas, pero a disparos desde fuera del área y casi sin peligro. 

Los locales salieron a por todas, querían intentar darle la vuelta al resultado. Por ello, el primer acercamiento lo hicieron prácticamente al inicio del juego. El conjunto croata con una jugada directa se plantó en la portería de Bounou. pero Koundé interceptó el peligro tras el centro de Stefulj. Justo después llegó el primer acercamiento del Sevilla, Papu Gómez con la pierna derecha intentó hacer el primero, pero Livakovic atrapó con las manos. 

El partido estuvo con un ritmo bastante bajo. El Sevilla con posesiones largas y en gran medida lentas, algo que iría perdiendo con el paso de los minutos, ya que le dejó de durar tanto el balón. Por otro lado, el Zagreb que intentaba un ataque buscando a Orsic y Petkovic que estaba siendo controlado por la defensa hispalense. 

A la media hora de partido, el Sevilla pudo llevarse un pequeño susto por mediación de un penalti. Diego Carlos cargó sobre Gojak cuando este estaba en posición de disparo. El colegiado no pitó penalti, y la jugada concluyó con un saque de puertas y las protestas del conjunto croata. 

Llegados los últimos 10 minutos de partido, el Sevilla comenzó a ver la manera de llegar a la portería contraria por mediación de la banda izquierda. La conexión entre Acuña – Tecatito – Papu permitió llegar fácilmente a la portería contraria, pero sin llegar a hacer daño sobre ella. 

Lo más destacable en el primer tiempo fue la lesión de Diego Carlos. El brasileño se echó al suelo tras notar molestias musculares. Poco después el zaguero se marchó del encuentro teniendo que ser sustituido después del descanso. Malas noticias para Lopetegui que tendría que afrontar la segunda parte sin él, y sobretodo, peligra el Derbi que se juega el domingo. 

En el segundo tiempo, el Sevilla salió más fresco. Los de Lopetegui tenían algo más de soltura en el juego que les permitían apretar al Zagreb. Nada más comenzar, Koundé pudo deshacer el empate. Koundécomenzó la jugada y la concluyó tras un centro de Tecatito Corona. Sin embargo, el remate del francés acabó en las manos del portero. 

El Sevilla siguió llegando. Delaney pudo marcar en un saque de córner, pero el guardameta tapó bien el remate del danés. Rafa Mir estuvo cerca cuando remató un centro de Acuña al primer palo. Incluso Ocamposla tuvo pudo finalizar dentro del área, pero se le hizo tarde y la defensa le cerró los espacios. 

El Sevilla estaba más cómodo en el partido y el Zagreb ni había tirado a portería todavía, pero de repente todo cambió. Acercamiento del Zagreb, donde Bulat golpeó a portería y Bounou se lució poniendo la mano firme y blocando el golpeo, pero el árbitro señaló penalti por mano de Acuña. Mislav Orsic fue el encargado de ejecutar la pena máxima y poner el 1 – 0 para los croatas. Ahora el guion del partido cambiaría bastante, pues a los de Zeljko Kopic les aumentaban las posibilidades y la esperanza. Y el Sevilla tendría o bien aguantar las embestidas del Zagreb, o bien marcar para ampliar la ventaja en el global. 

Minutos finales de infarto

El partido comenzó a tener más dinamismo. En el minuto 75, Bounou sacó a lucir sus habilidades. Primero intervino en el disparo de Petar Bockaj. El croata golpeó tras el error de Navas que se comió la pelota, y el marroquí desvió lo suficiente. La siguiente jugada, el guardameta hispalense volvió a aparecer con una parada al primer palo tras un remate de Menalo.

El Sevilla no tardó en tener sus ocasiones. Tan solo tres minutos después, Ocampos pudo empatar. Delaney le puso un buen centro al argentino que remató fuera casi sin fuerzas. Más tarde, Rafa Mir, que se dirigió a portería con la pelota en los pies, se metió en el área y golpeó fuerte, pero el balón se marchó fuera. 

Aunque parecía que el Sevilla no iba a sufrir, así acabaron los últimos minutos. En el 88’, Orsic primero le hizo un sombrero a Jordán y sin dejar que botara, golpeó. Todo el mundo aguantó el aire hasta que vieron que ese balón se marchó por encima de la portería. Aunque el disparo no entrara, fue una gran ocasión del Zagreb. 

El resultado no cambiaría, pero el Sevilla tendría un traspiés más. Thomas Delaney vio la segunda tarjeta amarilla tras cometer falta sobre Emreli. El danés tuvo que abandonar el terreno de juego y dejar a su equipo con 10 durante los dos minutos de juego que quedaban. 

El Sevilla consiguió aguantar el resultado y que el 3 – 1 de la ida les sirviera para pasar a la siguiente ronda. Los de Lopetegui acabaron sufriendo en un partido que parecía controlado sin llegar a marcar. El penalti y el gol de Orsic les hicieron que durante los minutos finales se contuvieran la respiración más de una vez. 

VAVEL Logo