Araújo: "Mi madre tenía que pagar a plazos unas botas para que pudiese jugar"
Araujo en un partido de Champions. | Foto: Noelia Déniz

El FC Barcelona está viendo como la temporada está acabando, y con ella, gran parte de los objetivos que se marcaron al inicio. Sin embargo, una de las mejores noticias para la entidad azulgrana ha sido la renovación de uno de sus pilares en defensa, Ronald Araújo

Una renovación vital

El central uruguayo ha concedido una entrevista días después de la oficialidad de su renovación en la que habla de su momento en el club culé: "Estoy muy contento porque es fruto de mucho trabajo. Siempre tuve la intención de quedarme y así se lo pasé a mi representante. Las negociaciones estuvieron muy bien. Fueron dos reuniones y ya se resolvió todo. Se habló mucho, pero fue más desde fuera", reconocía el zaguero sobre su renovación. 

El apoyo de su familia

Con respecto a sus inicios en el mundo del fútbol, Araújo tiene claro que sus padres y su abuela jugaron un factor fundamental: "Sin mis padres no lo hubiese conseguido. Tampoco sin mi abuela, que ya no está entre nosotros. Ella me llevaba a entrenar cuando mis padres no podían. Somos una familia humilde. Cuando empecé, mi madre tenía que pagar a plazos unas botas para que pudiese jugar". 

El joven futbolista del FC Barcelona reconoce estar encantado de que su familia haya podido quedarse a vivir en Barcelona: "Es tremendo ver mi familia aquí, pasamos por muchas cosas cuando fuimos pequeños. Mis padres hicieron un trabajo inmenso, mucho esfuerzo para que pudiera ser jugador y estar en el Barça".

Los comienzos en el Barça

"Yo venía de otro estilo. Llegar a Barcelona, que tiene una filosofía única, diferente incluso de equipos europeos. Hacíamos ejercicios en espacios reducidos, con 20 personas. La tocaba tres veces y la perdía las tres veces. Me frustraba mucho. Creía que con trabajo podría lograrlo", declaraba Ronald Araújo sobre la dificultad de sus inicios en el filial azulgrana. 

Preguntado por la posible capitanía en un futuro del Barça, el fantástico defensa del equipo culé no descarta la posibilidad: "No trabajo para ser capitán. Si se da la posibilidad en un futuro, bienvenido sea porque sería algo tremendo, pero a mí todo me sale de forma natural. Me gusta ser así, animar a los compañeros, no solo en el campo", concluyó.

VAVEL Logo