La Real de Eusebio

La buena temporada de la Real Sociedad habla muy bien del entrenador, en este caso de Eusebio, puesto que el es uno de lo máximos culpables del éxito obtenido hasta el momento.

La Real de Eusebio
Los jugadores de Eusebio celebrando el gol de Raúl Navas frente a Osasuna/Fuente: La Liga

El vallisoletano llegó con el ambiente algo "caldeado" dado que David Moyes no logró afianzar al equipo hacia sus objetivos, y a ello se le sumó la indecente cantidad de dinero que el británico cobraba en la capital guipuzcoana. Estos aspectos generaron un revuelo en el entorno txuri-urdin, y estaba claro que la "era Moyes" había llegado a su fin.
Tras barajar varios nombres, como ahora está pasando en las oficinas del Fútbol Club Barcelona, decidieron contratar a Eusebio Sacristán, un técnico sin experiencia en Primera División y que había generado algunas dudas en su paso por el filial culé, y que no contentó del todo a la hinchada celeste cuando dirigió al Celta de Vigo.
Su historial como entrenador hacía dubitar a los aficionados blanquiazules sobre su capacidad de líder y de si él, era el adecuado para ocupar el puesto, vacante desde la marcha del escocés.

La Real necesitaba tener su propio estilo de juego, proceso que se hacía de rogar, hasta la llegada del castellano. Con el ex-jugador del Barça, los easoenses han definido su juego, y día a día, entrenamiento a entrenamiento, partido a partido lo están perfeccionando. Si fuera poco, los resultados están acompañando y eso avala el buen hacer el míster, además de la excelente labor que sus jugadores están realizando. Ha sido contratar a Eusebio y volver a ser un equipo competitivo y sobre todo, jugón. El de Valladolid está apostando fuerte por su once de gala, formado por: Rulli, en portería; Zaldua o el canterano Álvaro Odrizola (novedad en los últimos onces) , Raúl Navas, Iñigo y Yuri en la zaga; Illarra, Zurutuza y Xabi Prieto, en la medular; y arriba para el gol: Mikel Oyarzabal, Carlos Vela y el recién lesionado, Willian José, por lo que tendrá que modificar levemente su alineación. Estos once son los habituales en el esquema del vallisoletano, y son los encargados de hacer de esta Real, un equipo europeo.

El juego con Eusebio ha mejorada visiblemente, y ya indicábamos anteriormente que eso se está viendo reflejado en los resultados, y en lo que de verdad importa, en la clasificación. El pucelano le ha dado esa seña de identidad tan ansiada al cuadro donostiarra, y a pesar de no llevar mucho tiempo como entrenador en San Sebastián, se está ganando el cariño de los más futboleros y sobre todo, de su hinchada al apostar por el buen fútbol.


Share on Facebook