Quartararo: "Hay que mejorar en el neumático trasero"
Fuente: Michelin

El circuito de Red Bull Ring ya demostró en años anteriores que no es uno de los favoritos para el equipo de Yamaha. Durante el Gran Premio de la pasada temporada, los dos pilotos del equipo japonés sufrieron un susto terrible cuando dos motos descontroladas volvieron a pista, Valentino Rossi y Maverick Viñales pasaban por esa zona de la pista, llegando a tan solo rozarles. Los sustos no acabaron ahí. Durante el Gran Premio de Estiria, Maverick Viñales tuvo que saltar de su moto a más de 200 km/h al quedarse sin frenos al final de la recta de meta. La moto se estrelló contra el muro  y salió ardiendo.

Esta temporada, los accidentes no han sido tan fuertes. Pero la situación del equipo durante la carrera no ha sido la ideal. Fabio Quartararo salía tercero mientras que Maverick Viñales salía noveno, justo detrás de Marc Márquez. Durante la primera carrera, Viñales logró colocarse entre los primeros, sin embargo la bandera roja arruinó sus posibilidades.

Todo el mundo ha podido ver cómo he afrontado el fin de semana. Hasta que han mostrado la bandera roja en la primera carrera he estado ahí, en todos los entrenamientos hemos estado delante y hemos encarado el fin de semana a tope. A mí me encanta correr, ir al límite y hacer buenos tiempos, pero si luego en carrera… realmente estoy feliz porque el domingo se pudo demostrar que cuando la moto funciona bien y va normal, yo estoy ahí, tengo opciones a todo y estoy a tope. Me ha gustado que dieran bandera roja para que se viera la realidad”,  afirmaba el piloto, como recoge Motorsport.

Al inicio de la segunda carrera, Viñales tuvo que comenzar desde pit lane, ya que su moto se estancó durante la vuelta de calentamiento. Lo que le colocaba como último, por lo que el piloto español tuvo que comenzar una remontada que le llevaría a partir de la vuelta 8 a adelantar a Cal Cruthlow y Luca Marini. Pero le llegó una penalización tras haber excedido los límites de pista, por lo que Viñales volvía al mismo lugar desde el que comenzó.

Ojalá hubiera dejado los mismos neumáticos, los usados. La cosa ha cambiado mucho con el nuevo neumático. No sé porque tenía mucho spinning (patinaban) y me fallaba el motor cuando frenaba, y no sé por qué. Supongo que es por la cantidad de spinning que tenía. Ha cambiado mucho de una salida a la otra, pero eso a veces sucede, te toca o no te toca”, comentaba con respecto a los cambios.

La caída de Miller le haría ganar una posición. Volvería a adelantar a Cructhlow pero durante la última vuelta tuvo que entrar en el pit lane, por lo que volvía a ser último. Una carrera para olvidar para el español, que se coloca sexto en el Mundial, con 95 puntos.

En el caso de Fabio Quartararo, su salida desde la primera fila le sirvió durante la primera y la segunda carrera para estar luchando por la victoria contra los pilotos de Ducati, a quienes les favorece dicho circuito. Pese a ello, Quartararo logró formar parte de un nuevo podio, permitiéndole sacar más puntos a sus principales rivales en el Mundial. Una ventaja de 40 puntos, contando el piloto francés con 172 puntos en su poder.

Sabía que aquí Joan y las Ducati iban a ser muy rápidos. No estaba preocupado, porque habíamos hecho un buen trabajo previo y teníamos puntos de ventaja, pero lograr un podio es muy importante. Más que las victorias de este año, el conseguir ser tercero en Alemania y aquí es muy importante y la diferencia con respecto al año pasado, que ganaba o era decimoquinto. La constancia es lo que te hace ganar el campeonato. Mir fue el más constante el año pasado y es fantástico tomar eso como un ejemplo”, comentaba el francés, tal y como recoge Motociclismo.es

En cuanto al próximo Gran Premio que tendrá lugar este fin de semana en el mismo circuito, Quartararo ha sido el primero en reconocer que deben mejorar algunos aspectos como el neumático trasero: “Está muy claro que hay que mejorar en el neumático trasero. Cuando iba detrás de Jorge, veía que él estaba conservando neumático y aun así salía de la curva a toda velocidad. Aunque sabemos que no tenemos el mismo potencial que tienen las Ducati, tenemos que gestionar eso mejor. En todo caso, un podio para nosotros aquí ha sido perfecto. Nuestro ritmo en los entrenamientos es muy bueno, pero cuando llega la carrera no tenemos las mismas sensaciones con el neumático trasero. Sabiendo esto, nos va a aportar algo adicional para el próximo fin de semana. Vendrá bien este paréntesis de tres días para ver en qué tenemos que trabajar a nivel de moto y a nivel de pilotaje”.

VAVEL Logo