Vélez 2 - Aldosivi 0: le hizo morder el anzuelo
Todos abrazados. Foto: tn.com.ar

Vélez y Aldosivi llegaron a la apertura de este campeonato, viviendo dos realidades totalmente disímiles. El visitante salió a la cancha a disfrutar este sueño hecho realidad y los locales, con la presión de tener que cambiar una imagen desfavorable. Un partido que de antemano parecía sencillo para la gente de Russo, trajo serias complicaciones y develó las falencias del equipo en cancha.

Si bien Vélez fue superior y justo ganador de este encuentro- que nunca fue equilibrado- mostró ciertas inseguirdades y titubeos que pudieron haber significado varios goles en contra. Pero la inexperiencia y la inocencia de Aldosivi, hizo que el recién ascendido no pudiera capitalizar distintas oportunidades que se le presentaron.

El primer tiempo mostró al Fortín superior en todo aspecto. Solamente atrás se vieron ciertas complicaciones en la salida. No obstante eso, Amor y Jerez, los dos juveniles de Vélez en defensa, tuvieron un buen desempeño e inclusive generaron algunas situaciones de gol. Y pese a la tenencia de la pelota, el equipo fue incapaz de lastimar en los últimos metros y hasta la jugada del gol, lo más peligroso se vió en los pies de Caraglio pateando desde lejos y encontrando a Campodónico sereno y seguro.

El grito sagrado se entonó por primera vez a los 18 minutos tras un pelotazo frontal de Asad, que no jugó un buen partido, aprovechado por Caraglio que solo la tuvo que rozar con la cabeza.

Sería un cliché decir que a Vélez el partido se le complicó a partir de la expulsión de Amor. El segundo tiempo encontró al Fortín jugando más atrasado y dejando al rival adelantarse.

La esperanza de los de azul y blanco pasaba por los pies de quien fuera hasta ese momento el goleador del partido. Solo contra el mundo se encargó de generar situaciones y fue luego de un centro de Cubero, que el ex Arsenal logró conectar el balón con la pelota y decretar así el 2 a 0 cuando iban más de 35 minutos del segundo tiempo.

No le sobró nada a Vélez que estuvo complicado en muchos tramos del partido. Fue flojo lo de Pavone que trastabilló en cada situación que protagonizó. Cabral, fino y en una buena versión, jugó por todos sus compañeros del medio que no lo hicieron de una buena manera.

De todas formas, siempre es bueno empezar ganando. Y Vélez, que estaba obligado por la jerarquía y porque era el favorito, cumplió. Habrá que seguir trabajando y mejorando cosas. Hoy se disfrutará esta victoria aunque Russo y su gente ya tienen la cabeza puesta en Crucero del Norte, el próximo rival en el calendario. 

VAVEL Logo