Un pie afuera
Pablo Magnín el "9" que se necesitaba (Foto: Olé).

Un duelo de necesitados fue lo que tuvimos en la noche del José Dellagiovana, donde Tigre y Bolívar se jugaban la continuidad en la Copa Libertadores, o en su defecto tener un lugar en la Copa Sudamericana. 

Luego de tres derrotas al hilo el Matador buscaba la victoria, que llegaría a los 17 minutos después de un contundente remate del joven Giacopuzzi, el cual fue atajado por el gran arquero Javier Rojas, y el oportunismo de Pablo Magnín tras el rebote logró poner en ventaja al equipo local. Dos partidos y dos goles convertidos por el delantero ex Sarmiento. 

Bolívar se imponía en el juego pero no lograba concretar (tiros en los palos de por medio), por eso tras el grave error de Gonzalo Marinelli en la salida de abajo, Marcos Riquelme que sellaba el 1 a 1 para así finalizar la primera etapa. 

Con los puntos repartidos para ambos, lo cual no servía, el partido no estaba totalmente cerrado, ya que hubo méritos para ambos conjuntos pero ninguno tenía la suerte de ponerse en ventaja.

En el segundo minuto adicional, un penal para el conjunto de Pipo renovaba la ilusión en la gente: Pablo Magnín fue el encargado de sellar el partido, pero Javier Rojas le adivinó el palo y frustró el triunfo para el equipo local. Nuevos objetivos se verán en un futuro para ambos equipos en vista a la Copa Sudamericana y a obtener el mejor 3er puesto. 

Próximo partido: Fecha 5

Tigre vs Guaraní - Jueves 1 de octubre 21:00hs

Estadio: José Dellagiovana

VAVEL Logo