Dallas Mavericks 2015: renovarse o morir
Renovarse o morir. Fuente:scout.com

Los Dallas Mavericks es un equipo que ha sufrido muchos cambios desde la última temporada donde militaban Monta Ellis, Tyson Chandler, Rajon Rondo, Al-Farouq Aminu... Nombres que eran muy importantes para la franquicia texana (tres de ellos eran titulares indiscutibles). Pero las cosas cambian, y más si estás en la NBA. Rick Carlisle se quedó con un equipo en cuadro a principios del pasado verano, pero ahora, están quintos en la Conferencia Oeste y dando más de una sorpresa en la liga. Ver para creer.

¿Los tapados para el campeonato?

Los Dallas Mavericks habían formado un gran equipo. El roster estaba conformado por jugadores veteranos como Dirk Nowitzki y Tyson Chandler (compartieron título de campeones en 2011) además de jugadores talentosos y jóvenes como Chandler Parsons (firmado ese mismo verano). Además, había que añadirle un jugador que parecía que aportaría el toque que le faltaba al equipo, un buen base. Este jugador era Rajon Rondo. Todo salía a pedir de boca para Mark Cuban, quien había confeccionado un equipo capaz de ser campeón. El equipo finalizó con un récord de 50 victorias y 32 derrotas en una temporada donde la Conferencia Oeste se presentaba como una de las más fuertes de los últimos años. Por ello, acabaron séptimos, cuando los Chicago Bulls obteniendo el mismo récord, terminaron terceros en su conferencia. 

Rajon Rondo fue determinante, pero para mal

El ex de los Boston Celtics llegaba como revulsivo para asaltar la NBA, pero no fue así. El jugador llegó pisando fuerte, firmando buenos partidos de alta anotación, y con porcentajes que no se habían visto en su carrera baloncestística. Pero poco a poco fue decayendo su ritmo de juego, dejando un promedio de 9,3 puntos, 4,5 puntos y 6,5 asistencias por partido, sus peores promedios desde su temporada de rookie. A esto hay que sumarle las continuas discusiones con Rick Carlisle (entrenador del equipo), que derivaron en una relación tensa. Finalmente, el base se borró de los Playoffs y dejó el equipo por la puerta de atrás.

Fuente: foxsports.com
Fuente: foxsports.com

Llegaron los Rockets y la vuelta a casa

Finalizada la temporada, llegaban los Playoffs que les enfrentarían ante su equipo vecino, los Houston Rockets. El equipo liderado por James Harden no tuvo mayor problema en eliminar a su rival. Los Mavericks presentaban la ausencia de Rajon Rondo, además de la de Chandler Parsons (quien se lesionó de gravedad). Los Rockets no dieron opción a los Mavericks y arrasaron en la serie imponiéndose por 4-1 en la primera ronda de los Playoffs.

Amores y desamores en verano

Tras la prematura eliminación en los Playoffs, los Mavericks sufrieron muchas bajas en su equipo. Se marcharon Tyson Chandler (Phoenix Suns), Al-Farouq Aminu (Portland Trail Blazers), Rajon Rondo (Sacramento Kings) y Monta Ellis (Indiana Pacers). Por lo que la directiva debía ponerse manos a la obra para volver a reunir un buen grupo de jugadores, pero la franquicia de Texas se quedó sin atractivo para los grandes nombres. Pero Mark Cuban estaba dispuesto a dar el bombazo de la agencia libre. El excéntrico dueño de los Mavericks intentó fichar a DeAndre Jordan. Todo apuntaba a que el pívot ficharía sin problemas, habían apalabrado su contrato y era cuestión de días que el pívot firmase. Sin embargo, DeAndre Jordan echó un paso atrás y renovó con Los Angeles Clippers, dejando su reputación en evidencia. Esto desató la ira de todos los aficionados de Dallas, y por consiguiente la de la plantilla y Mark Cuban, que tildaron de cobarde y mentiroso al pívot. 

Su gran fichaje se vio frustrado, pero en su lugar, llegó el escolta anotador Wesley Matthews, el pívot Zaza Pachulia y el base Deron Williams entre otros nombres. Se trataba de una plantilla mediocre, pero con una temporada en la que no tenían nada que perder y mucho que ganar.

La revelación de la temporada

El equipo ha comenzado con paso firme la temporada. Actualmente se encuentran en el quinto puesto con un récord de 18 victorias y 13 derrotas. Rick Carlisle ha sabido sacar el jugo de la plantilla y explotar sus cualidades. No hay más que ver los promedios de Zaza Pachulia. El pívot nacido en Georgia está promediando 10,4 puntos y 10,5 rebotes con un contrato que apenas sobrepasa los cinco millones dólares.

No hay duda de que en Dallas se está haciendo un buen trabajo, ya que muchos no confiaban en ellos para estar presentes en los Playoffs, y menos con tantas victorias. Una vez más, los Mavericks han conseguido reinventarse y volver a competir.

Dirk Nowitzki y Chandler Parsons chocando la mano. Fuente: hoopshabit.com
Dirk Nowitzki y Chandler Parsons chocando la mano. Fuente: hoopshabit.com
VAVEL Logo