Entrevista. José Manuel Martínez 'Secho': "Está demostrado que Abegondo es una inversión segura"
Foto: Pablo Varela. | Edición: Nando Martínez (VAVEL).

Hablar del Deportivo implica hacerlo de una historia reciente inestable, pero también de un futuro prometedor. A jugadores como Álex Bergantiños o Juan Domínguez se unen ahora futbolistas como Pablo Ínsua o Juan Carlos, nuevos referentes de una cantera que ganará peso con "trabajo, paciencia y estabilidad". Esa es la máxima que identifica a Secho, entrenador del Juvenil A deportivista hasta el pasado mes de junio y uno de los grandes conocedores de un proyecto que impulsa desde hace casi una década el fútbol-base de la entidad blanquiazul.

Secho es sinónimo de fútbol. Del fútbol de verdad. Su tranquilidad a la hora de conversar impresiona tanto como su vehemencia y fe a la hora de defender una cantera que da ahora sus primeros pasos. De este agradable diálogo salió a la luz un técnico carente de los vicios del balompié moderno, y que fue pieza clave para comprender la progresión experimentada por jóvenes valores como Bicho o Álvaro Lemos. Estas han sido sus palabras. Las de un enamorado del fútbol y un deportivista más.

Pregunta: Tras ocho años de trabajo con las categorías inferiores del club, ¿cómo se ve el futuro de la entidad desde una óptica externa a la misma?

Respuesta: Siempre que la gente crea en la parte humana el club tiene una gran viabilidad. Desconozco temas económicos, pero hay un punto importante: el capital humano que tiene el Deportivo. La afición, la gente, cómo apoya al equipo... Sabe disfrutar de una victoria, sabe disfrutar en Segunda División. También está el proyecto de gente joven que está saliendo ahora, que están compitiendo sin mayores problemas. Eso sí, hay que saber adaptarse, no hay que tener prisa y dar una estabilidad al club.

P: ¿Considera que la crisis actual del Deportivo responde, en parte, a la burbuja del fútbol moderno? ¿Cree que el fútbol español precisa de una regeneración de su estructura organizativa y financiera?

R: Creo que hay otros profesionales que podrían responder mejor a esto, pero evidentemente sí que hay un desfase entre los equipos grandes y los conjuntos pequeños, eso está claro. Me gustaría que hubiese una Liga donde el Dépor o el Valencia pudiesen volver a ser campeones. Una competición sana, en definitiva.

P: En estrecho vínculo con lo anterior, la recuperación de la filosofía de cantera parece responder justamente a estos parámetros de falta de liquidez. ¿Llega tarde esta implantación en el seno del Deportivo?

"Hay que pensar que la cantera del Deportivo tiene una vida de aproximadamente diez años"

R: Bueno, primero hay que pensar que la cantera del Deportivo no tiene tantos años, de hecho tiene una vida de aproximadamente diez. En diez años hay que dar tiempo, y los frutos de ese trabajo empiezan a verse ahora. Es cierto que nos hubiese gustado que esto fuese más por sistema, pero esto no sólo ha sucedido en el Deportivo. Creo que nunca llega tarde. Sí llega tarde para aquellos jugadores que no pudieron en su momento y ahora quizá si habrían podido aprovechar, pero esto es como la vida misma. Sí nos gustaría que esta tendencia se estabilizase y se estructurase una línea organizada. Con una apuesta por los técnicos y jugadores de la cantera, en medios para poder seleccionar mejor a los futbolistas y en el perfeccionamiento de su entrenamiento, pero no, nunca es tarde.

P: Ya hubo experiencias previas en lo que se refiere a la búsqueda de talento en Abegondo. ¿Por qué no se colmaron las expectativas creadas con Iván Carril o Iago Iglesias, por ejemplo?

R: Es un cúmulo de muchos factores. La plantilla por aquel entonces era más extensa. También depende de quién ocupe una determinada posición en ese momento o del formato de juego que se esté utilizando. Iago es un especialista, y si el estilo del equipo hubiese sido distinto puede que también lo fuesen sus posibilidades. Los éxitos actuales de la selección española y del Barcelona hacen que un jugador de este perfil tenga más actividad que antes. Creo que las circunstancias no se dieron, salvo que haya otras que yo desconozca. Me parecen buenos jugadores y podrían haberse asentado.

P: No obstante, un exdeportivista como Carlos Pita triunfa ahora en la Liga Adelante e incluso llegó a postularse en verano como candidato a integrar la plantilla de este año. ¿Tendría sitio en el actual Deportivo?

"La cantera debe tener unos valores, y esta gente entiende muy bien que el fútbol es un juego colectivo"

R: A Carlos Pita lo he seguido más. Particularmente me gustaría que tuviese posibilidades de jugar en el Deportivo, porque sé que es deportivista y porque es un canterano, uno de esos que en estas circunstancias subiría sí o sí. Es un caso parecido a Álex Bergantiños, un representante de la cantera y un ejemplo más de que esto sí funciona. Es un mediocentro que se posiciona muy bien, piensa más rápido que los demás, domina muchos conceptos, da continuidad al juego, es un futbolista muy completo. Para mí sí tendría sitio en este Deportivo, es un jugador que me gusta mucho. Además insisto en esto, la cantera no es sólo talento. Debe tener unos valores, y esta gente entiende muy bien que el fútbol es un juego colectivo. Eso es un plus para el club, por eso estoy orgulloso de ellos.

P: Ínsua, Bicho, Lemos, Dani Iglesias y Uxío, entre muchos otros. Entrenó usted a proyectos de buenos futbolistas que ahora, en mayor o menor medida, son auténticas realidades de la primera plantilla, disfrutando de minutos en la Liga Adelante. ¿Qué sensación produce haber sido parte clave de este éxito?

R: La verdad es que no somos más entrenadores que sus padres. Sí creemos en una función didáctica, y ellos han asimilado unos valores, por eso digo que esto es algo extraordinario para el club. Gente que sabe estar, que se entrega, que facilita mucho el trabajo. Puede llegar a ser algo muy interesante cuando pase cierto tiempo y vayan progresando y cogiendo más experiencia. Siguen compitiendo y formándose. Igual que lo hacían abajo, ahora lo hacen en otras categorías. A muchos nos los llevarán seguramente, a otros puede que no, pero es gente que ha trabajado mucho para estar ahí. Cualquiera de ellos aúna capacidad futbolística y personalidad, y eso es fantástico.

P: Parece que Fernando Vázquez comparte su pasión por el trabajo y análisis de las categorías inferiores.

R: Coincidimos muy poco tiempo, ya que su llegada se produjo poco tiempo antes de mi salida. Sin embargo, los hechos están ahí, hay canteranos que están jugando. A priori, los mensajes son positivos. No tuve la suerte de poder seguir en el club para poder compartir trabajo con él, pero desde fuera siempre le he visto y escuchado ideas interesantes.

P: ¿Se podría decir entonces que hay luz al final del túnel en Abegondo?

R: Sí, yo creo en Abegondo. A partir de ahí hay que apostar, invertir. Si algo está bien, mejorarlo dentro de las posibilidades. De momento hay que sobrevivir, y eso lo consigues con la capacidad de la gente que suma. Está demostrado que Abegondo, como tal, es una inversión segura. También hay que ser conscientes de que el Deportivo no es el Real Madrid o el Barcelona. A la hora de valorar la cantera de un equipo hay que ver a dónde puede llegar el mercado del Dépor, ya que hay dos equipos en Galicia y da para lo que da.

P: Sin embargo, sigue habiendo voces discordantes en lo referente al trato de la cantera. De un tiempo a esta parte se dejó ir o han hecho las maletas jugadores como Jason –ahora en el Levante-, Santi Canedo o Ángel Esmorís.

"Puedes impulsar contratos profesionales con los jugadores en los que lo tengas muy claro"

R: Esto va más allá del Deportivo. ¿Hasta dónde se puede parar que venga el Real Madrid y se lleve a Pablo Iglesias en edad cadete y gratis? No le pasa sólo al Dépor, también le ha ocurrido al Barcelona. También al Sevilla, y al Valencia. Aquí el Deportivo poco tiene que hacer, salvo un contrato profesional, pero no puedes hacer veinte porque sería algo temerario. Puedes impulsarlos en el caso de los jugadores en los que lo tengas muy claro. Por ejemplo, cuando trabajaba en el Alevín B, Ernesto Bello me mandó a ver un partido de la selección gallega de esa categoría, que dirigía Tino Arce. Íbamos a ver a dos jugadores en concreto, y Tino nos los indicó por los números de sus petos. Mi compañero y yo estábamos viendo el calentamiento y nos fijamos en particular en uno de ellos. Nos miramos mutuamente y dijimos “éste ya no hay que verlo, aquí no hay duda”. Golpeaba con la izquierda, con la derecha, su plasticidad, controles orientados, protección de balón… Lo vimos durante el partido, y pocas veces llegamos a una conclusión tan rápida. Entonces Tino Arce se dio cuenta de que nos había dado mal los números de los petos y le comentamos “no nos digas eso, que a éste ya lo tenemos en el punto de mira”, y él nos contestó sonriendo “pero es que ya pertenece al Celta”. Era Denís Suárez.

P: En el caso de los hermanos Leira y de Julio Delgado, ¿qué pierde el Deportivo con su salida?

R: No sé qué pasó exactamente con ellos. Puede perder el Dépor, pero también pueden perder los jugadores. No conozco puntualmente sus casos. Evidentemente el Deportivo pierde tres jugadores jóvenes y ellos sabrán hasta dónde tienen que pelear o si les conviene o no. Y los futbolistas también, ojo. Hay que tener paciencia, tranquilidad, pero sucesos como estos ocurren a diario en cualquier club. Es importante crecer con los jugadores, pero nunca a costa de los jugadores, esa sería un poco la idea.

P: ¿Considera suficiente la estructura de cantera del club para afrontar esta etapa tan importante de la entidad?

R: Sí, hay estructura. ¿Que es mejorable? Posiblemente también. ¿Que es el momento? No lo sé. Yo creo en la cantera, pero no en que se juegue con ella. De todas formas no me corresponde a mí analizar en qué aspectos debe crecer Abegondo. Sin embargo, si tú le pagas más a los entrenadores y tienen dedicación completa, ahí ya tienes un área de mejora. ¿Cuántos clubs se lo pueden permitir? ¿Puede el Deportivo? Esa es la pregunta. ¿Se planteaba esto antes cuando había un equipazo? Todos disfrutaban muchísimo con Naybet y otros jugadores. Ahora, las circunstancias obligan a definirte y hay que aprovechar el buen momento de la cantera.

P: En lo que sí parece haber un éxito rotundo es en la producción de centrales de alto nivel. En su día destacaron Rochela y Piscu. Ahora triunfa Ínsua, asoma la cabeza Uxío y comienzan a ganar peso Róber y Quique Fornos. ¿Se ha creado escuela en El Mundo del Fútbol?

R: (Sonríe) Bueno, es un poco fruto de la casualidad, pero sí hay gente muy buena en defensa. Y siguen saliendo más, de hecho me comentan que viene un chico empujando fuerte, Hugo Díaz. Todos ellos son proyectos de nivel. Esto es muy bueno para el club, porque si viene alguien con dinero a por Ínsua sabes que tienes donde escoger. Yo a Rochela, por ejemplo, no lo tuve, pero me explicaron que a nivel mental era espectacular. Ínsua es diferente pero es increíble. Uxío también es un gran central, un buen marcador que va muy bien al corte. Son centrales muy completos que siempre han tratado de aprender y tiene mucho margen de mejora. El Dépor tiene que tratar de reflotar con esta gente.

P: Curiosamente tres de ellos provienen de As Pontes. En el caso de Rochela, ¿qué pudo ocurrir para que el potencial que apuntaba desde categoría cadete no llegase a confirmarse?

R: Aquí no sabría qué decir. El chico fue internacional en las categorías inferiores, pero hay que encontrar un sitio donde te den continuidad. En el Racing de Santander no se dio el caso. Empezó muy bien, jugando muchos minutos, pero las cosas se torcieron y él precisaba regularidad. No sé exactamente qué pasó y no tuve la oportunidad de verlo entrenar, pero también es cierto que hay factores que el jugador no puede controlar. Por supuesto, le deseo mucha suerte en el futuro.

P: Ínsua sí ha logrado consolidarse y ha sorprendido por su saber estar y su buen trato de balón durante este inicio de la Liga Adelante, llegando a ser convocado por Julen Lopetegui para el combinado sub-21 ¿Cuál es su techo?

"Todos en el club vieron siempre en Ínsua un potencial jugador de Primera"

R: Su progreso ha sido el que yo habría elegido para cualquier jugador. El techo lo marcarán él y las circunstancias, pero todos en el club vieron siempre en Ínsua un potencial jugador de Primera. Creo que va a jugar en esa categoría si todo va bien. No sé dónde, pero le viene muy bien lo que le está pasando, y va a ser un jugador de los buenos. Yo disfruté mucho viendo a Uxío y a él jugando contra el Murcia, por ejemplo.

P: Parece que Abegondo se ha especializado en la producción de centrales con buena salida del esférico. ¿Dan Róber y Quique Fornos continuidad a ese proyecto?

R: Son centrales muy completos. Dominan todas las facetas, pero vayamos paso a paso. Quique va a tener una presencia física y un juego aéreo muy buenos. Al suelo y al corte también va muy bien. Róber tiene ese algo con la pelota que le hace diferente. Las ventajas que genera desde atrás con su dominio del esférico. El grado de mejora a estas edades es siempre en lo posicional.

P: Quique disputaba hace menos de un año encuentros del Juvenil A todavía en edad cadete y ahora ha disfrutado de sus primeros minutos ante todo un Córdoba de Segunda División con apenas 16 años. ¿Le sorprendió su desparpajo y tranquilidad sobre el césped del Arcángel?

R: Me sorprendió que ya fuese convocado con el primer equipo. Jugó sin ningún problema y para él es una experiencia más. Yo soy partidario de que estos jóvenes entrenen con el primer equipo, siempre que se asuma la responsabilidad añadida de protegerlos.

P: Da la sensación de que Abegondo está produciendo varias generaciones de jóvenes preparados mentalmente para dar el salto definitivo a un primer equipo casi inaccesible hasta el momento. ¿A quién ha visto más fortalecido tras el salto dado por algunos de ellos este verano?

R: A día de hoy se entiende que son Ínsua, Uxío, Lemos, Luís… Son gente inteligente y lo están llevando muy bien. Y seguro que hay alguno más en el Fabril que está preparado.

P: Parece que no son los únicos que vienen pisando fuerte desde el Fabril. Dani Iglesias ya mostró su calidad durante la pretemporada y entra en los planes de Fernando Vázquez. ¿Puede Iago Beceiro convertirse en otra alternativa válida para el equipo senior?

R: Dani debe progresar con el Fabril, trabajar con el primer equipo y aprovechar las oportunidades, como hasta ahora. A Iago le perdí la pista hace tiempo. Sin saber cómo está actualmente, desde el punto de vista futbolístico tenía virtudes y potencial para llegar arriba. Debe ganárselo en el filial y hacer una buena temporada en Tercera. Trabajando día a día tendrá confianza, porque tiene capacidad.

P: Sin embargo, por talento y futuro, el que se encuentra en boca de todos es Bicho. Para alguien como usted, que ha sido fundamental en su crecimiento, debe ser una auténtica satisfacción verle disfrutar del fútbol de élite.

R: (Ríe) Sinceramente, creo que siendo cadete ya debería haber jugado en el Juvenil A, pero las circunstancias no se dieron. Tiene una capacidad técnica altísima y da muchísima profundidad al juego por su visión y conducción. Es un poco Iniesta, porque es muy difícil quitarle la pelota. Además tiene un pase muy vertical, mete algún gol y tira las faltas. Si a esto le sumas que el chico es deportivista hasta la médula, tienes una auténtica joya.

P: No obstante, el debate reside ahora en si Bicho debe ir con el primer equipo y dosificar sus apariciones o ganar minutos y trabajo con el Fabril de José Luis Devesa.

R: Los que están dentro son lo que tienen que valorarlo. Raúl también jugó con 17 años en Primera División, pero en este caso son Fernando Vázquez y Devesa quienes sabrán lo que puede dar. Con su edad y ya participando con el primer equipo no está nada mal. Con su potencial innato es un placer verle jugar. Es un jugador top, y está en el Deportivo, pero hay que cuidarlo a nivel físico y en el club están trabajando sobre eso.

P: También jugadores jóvenes como Ángel Fernández y Óscar García ‘Pinchi’ comienzan a dejar detalles de talento con el filial.

R: A Óscar lo vi en entrenamientos y también en algún partido, pero no lo tengo tan controlado. Por otra parte, Ángel es un jugador muy constante. Puede jugar de lateral zurdo, pero en el club confían en él como mediocentro porque tiene mucho recorrido y entiende bien el juego. Tiene alguna similitud con Adrián Martínez, un jugador que maneja genial el espacio y el tiempo. Puede no destacar concretamente en una faceta en particular, pero tiene una inteligencia superior. Se mueve muy bien sin balón. De hecho en los entrenamientos en edad cadete, los partidillos los ganaba siempre el equipo donde jugaba él. Ha progresado mucho.

P: La cantera pone la nota positiva. La negativa parecen los problemas del equipo a la hora de asumir una idea de juego definida. ¿Posesión o contraataque? ¿A qué debe jugar este Deportivo?

R: Es difícil precisarlo y tampoco he estudiado los encuentros del equipo en profundidad. No tiene por qué ser específicamente posesión o contraataque. El fútbol es infinito y yo soy de los que piensa que el rival también cuenta. Mi equipo ideal sería aquel que tenga una gran versatilidad táctica, pero para saber a qué debe jugar el Dépor tendría que conocer a los futbolistas.

P: Si precisamente de algo ha carecido el Deportivo desde el comienzo de temporada ha sido de profundidad en sus acciones desde ambas bandas. ¿Puede dar Lemos ese plus de verticalidad a su vuelta?

"Lemos va a dar alternativas y a elevar el nivel del equipo"

R: Primero, deseo a Lemos que se recupere lo más pronto y mejor posible. Hablamos de un jugador muy regular y que va a dar muchas opciones. Puede jugar en banda, en la mediapunta, de enganche. Tiene gol y además hace un trabajo de presión incansable. No es un extremo de velocidad punta, pero sí de potencia, algo a lo que le ayuda su buen tren inferior. Va a dar alternativas y a elevar el nivel del equipo, pero viene de una lesión y si no vemos este año su mejor versión, será para el siguiente.

P: La Liga Adelante parece este año más competida que nunca. ¿Cree que el objetivo del Deportivo pasa por situarse en los puestos de cabeza?

R: Complicado. Hay que esperar a conocer un poco más la categoría y a ver cómo funciona el equipo, pero creo que pueden alcanzar los play-off. Si se puede ascender, perfecto, pero si no se puede que nadie se vuelva loco. Lo primordial es encontrar una estabilidad.

P: Como perfecto conocedor de la estructura de cantera de Abegondo, ¿volvería al club en caso de ser llamado para ocupar algún tipo de cargo?

R: (Sonríe) Sí, por supuesto. No ahora mismo, pero disfruté mucho en el Deportivo, el club es un referente y volvería encantado. Evidentemente no de cualquier manera, habría que hablarlo, pero sí que volvería.

P: ¿Cuáles son los proyectos de Secho de cara al futuro?

R: Hasta ahora leer y ver más fútbol por la televisión que en directo (ríe). Por el momento tratar de prepararse y ver qué puede surgir. Aprovecho el tiempo para seguir formándome y descansar un poco. Si llegase algo me gustaría que fuese por mi trabajo, pero si no ocurre tocará moverse.

VAVEL Logo