El Athletic, un rival histórico

Entre Athletic y Levante se han dado partidos que realmente han marcado la historia del club, por eso, y para los que os acordéis, este es un bonito homenaje.

El Athletic, un rival histórico
levanteud.com

Este mismo Domingo Levante y Athletic Club se volverán a ver las caras en el ‘Ciutat de Valencia’, lejos de ser un partido más, este partido es muy importante para ambos conjuntos para su lucha particular por evitar el descenso. Seguro que los más nostálgicos recuerdan los partidos más míticos con el Athletic.

El primer partido para el recuerdo se sitúa en la temporada 2011/2012, el Levante buscaba la victoria para garantizar su presencia en la competición europea en la siguiente temporada. Dos goles de Ghezzal y uno de Farinós en la recta final desataban la locura en Orriols y convirtiendo ese día en un día señalado para todos los levantinistas.

Otro partido que seguro que muchos recordáis se vivió en la temporada 2012/2013, cuando en el primer partido del año se enfrentaban Athletic y Levante. El partido empezó muy frío para el Levante UD y el Athletic no desperdició sus oportunidades colocándose con un 0-2 en el marcador con dos goles de Aduriz, pero la reacción del conjunto local, lejos de abandonar el partido, confió en sus posibilidades y sus armas, y gracias a los tantos de Chris, Iborra y Nabil el Zhar; el Levante consiguió empezar el año 2013 con una victoria y remontando un partido que no tenía muy buena pinta.

El último partido pocos de aquí lo recordarán, muchas tal vez aún no existías, y otros tal vez, aún no tenías capacidad para recordarlo. El partido entre Levante y Atlético de Bilbao en el año 1964, para el Levante eran más que tres puntos, si quería de disfrutar otro año más en Primera División necesitaba sumar los tres puntos. Se adelantaron los locales en este partido, en el que el Atlético de Bilbao visitaba por primera vez Vallejo, gracias a un tanto de Victoriero, no tardaría en aumentar esta cuenta, el 2-0 llego por mediación de Domínguez y el gol del Atlético sería por una acción de mala fortuna en la que Castelló se anotaría un gol en propia meta. Con esta victoria el Levante se aseguraba su presencia un año más en la Primera División española.