Primera derrota de Nakamura en NXT

El luchador japonés cayó derrotado el pasado sábado en el NXT TakeOver: Toronto ante Samoa Joe. De esta manera perdió el título de campeón de NXT tras llegar como favorito a la velada.

Primera derrota de Nakamura en NXT
Shinsuke espera volver a ganar pronto / Foto: Zimbio

Shinsuke Nakamura nació el 24 de febrero de 1980 en Mineyama, Kyoto (Japón). Desde pequeño demostró su pasión por la lucha libre y las artes marciales. Inoki Doi, Kotetsu Yamamoto y Osamu Kido (también luchador) fueron sus mentores en el camino hacia la gloria.

En 2002 entró en la New Japan Pro Wrestling y comenzó a despuntar. Sus logros le llevaron a ganarse el apode de 'Super Rookie', y poco a poco fue haciéndose un nombre en su país. La joven estrella retó en enero de 2006 a Brock Lesnar (actual superestrella de WWE) a un combate por el título de los pesos pesados de la compañía.

Aunque el nipón fue castigado y derrotado por el talentoso y musculoso wrestler americano, Nakamura ya había demostrado que iba a estar a la altura de los mejores. El trabajo realizado los años posteriores le sirvieron para ganarse una oportunidad dentro de la empresa de lucha libre más importante del planeta: la WWE.

Avanzando paso a paso

Tras su firma con la empresa americana este 2016, el 1 de abril el japonés derrotó a Sami Zayn en su combate debut como parte de NXT TakeOver: Dallas. Las siguientes semanas en la liga de desarrollo de WWE transcurrieron con nuevas oportunidades traducidas en victorias por parte de Nakamura. En el episodio del 13 de julio de NXT, Shinsuke derrotó al ex-campeón Finn Bálor.

Finalmente el pasado 20 de agosto en NXT TakeOver: Brooklyn II, el luchador de Kyoto se impuso a Samoa Joe para proclamarse campeón de NXT por primera vez en su carrera. No obstante, el pasado 19 de noviembre en un nuevo evento de la compañía en Toronto, Nakamura perdió su primer combate ante Joe y de esta manera cedió su título.

En imágenes exclusivas recogidas por la WWE entre bastidores, se vio a un Nakamura muy afectado y dolorido por la derrota. Habrá que esperar para comprobar si el luchador reacciona, o si por el contrario se queda estancado.