El "Villano" desactiva al Extremadura
Foto: Alberto Lorite, @EXT_UD oficial

El Extremadura inauguraba su tramo de derbis en esta segunda vuelta y lo hacía de la peor manera posible: con una durísima derrota. Los de Martín Vázquez, en su habitual rol de "Doctor Jekyll y Mr Hyde", recuperaban su peor versión y se veían totalmente superados por un Villanovense que supo emplear sus cartas cada segundo de partido. Tal y como ocurriese el pasado mes de noviembre, el color verde volvió a ser "criptonita" y una importante piedra en el camino de las aspiraciones azulgranas.

Inicio prometedor

Martín Vázquez repetía el esquema que tan buenas sensaciones dejó en Murcia con las variantes de Curro en la portería, Enric Gallego sustituyendo a Willy en punta y Peralta como novedad improvisada ante la lesión de Jairo en el calentamiento. Sin embargo, cualquier parecido con el equipo que a punto estuvo de llevarse la victoria hace siete días sería mera coincidencia.
 
Aún así, los primeros minutos en la tarde de ayer fueron locales. El conjunto azulgrana salió con una velocidad más que su rival y su mejor cara coincidió con la de los instantes iniciales. En el minuto 3, un disparo desde fuera del área de Álex Díez, que salía desviado por poco, se convertía en la primera aproximación del encuentro.

Siete minutos después un slalom de Valverde desde el centro del campo le permite ir sorteando rivales, internarse en el área y sacarse un disparo que se estrella en el larguero. Jugadón del mejor azulgrana en el día de ayer, que arrancaba el "uy" de una grada incapaz de vaticinar en ese momento el devenir del encuentro.

El Extremadura, aprovechaba la movilidad de Peralta y Valverde en zona de 3/4 para llegar, incomodar y triangular con criterio. Los visitantes, por su parte, trataban de no perder ni las marcas ni la compostura e ir, paulatinamente, "estabilizando" el encuentro. Un equilibrio que iría logrando a medida que avanzaba la primera mitad y la intensidad local decaía. 

Una gran asistencia de Kike Márquez, desaprovechada en el mano a mano por Candelas, suponía el preludio del único tanto del encuentro. Minuto 41. Balón desde la derecha de Jacobo y Allyson, librándose de su marca, se anticipa a Curro en el primer palo para enviarla al fondo de la red. 0-1, jarro de agua fría para los aficionados locales y éxtasis en la zona visitante.

Frontón visitante

Foto: Alberto Lorite, @EXT_UD oficial
Foto: Alberto Lorite, @EXT_UD oficial

La segunda parte comenzaba igual que la primera y el protagonismo de cara a puerta era local. El Extremadura tiraba de sus habituales "arreones" iniciales y a punto estaba de igualar la contienda con tres ocasiones consecutivas. La primera, en el minuto 53, con una jugada en solitario de Enric Gallego que finaliza con un disparo lejano que atrapa Leandro.

Tan sólo un minuto después, asistencia de Kike Márquez a Enric Gallego y el catalán, sólo frente a Leandro, desperdicia la ocasión. En la jugada posterior, una buena triangulación al borde del área permite que Candelas se interne por la izquierda y su centro en boca de gol no encuentra rematador.

Superada la afrenta inicial, el "Villano" se recomponía y, al igual que ocurriese en la primera mitad, comenzaba a controlar el tempo del partido. Los de Iván Ania sabían donde venían, conocían el guion y lo ejecutaron a la perfección, desactivando una a una las principales amenazas de ataque azulgrana.

Los minutos pasaban, el muro visitante se hacía cada vez mayor y los fantasmas de la segunda vuelta volvían a hacer acto de presencia en el Francisco de la Hera. El choque se endurecía y el Extremadura entraba en un bucle de impotencia que ni los cambios, ni las decisiones sobre el césped lograban eliminar.

En los instantes finales el encuentro se rompía. La desazón local era aprovechada por un Villanovense que mordía a la contra y que a punto estuvo de lograr el segundo en el 79, tras una gran jugada de Álvaro González que falla en última instancia Jacobo. El Extremadura "moría" a la desesperada y el conjunto serón, físicamente muy superior, tenía la sentencia en dos clarísimas ocasiones, pero Pardo bajo palos y Curro lo evitaban.

Con el final del partido, el contraste de sensaciones entre las dos aficiones entraba en escena. El júbilo de los aficionados visitantes se mezclaba con la insatisfacción del graderío local, cuyo grado de impotencia se hacía patente. Gran victoria para el Villanovense que se coloca a tres puntos de playoffs y encara la recta final de campeonato con opciones y excelentes sensaciones.

El Extremadura , por su parte, continua en la cuarta posición y sigue jugando con fuego para mantenerla.  Sin embargo, aquí no hay  tiempo para lamentaciones y el próximo domingo ya espera el Badajoz de Marrero en el Nuevo Vivero. Un feudo durísimo y un nuevo tren destino playoffs para un equipo que no se puede permitir más concesiones.

Puntuaciones VAVEL

Pajuelo

3 puntos

Jacobo

2 puntos

Valverde

1 punto

VAVEL Logo