Dani Martín recibe el alta médica
El guardameta en un entrenamiento. Fuente: @dani1mf

Corría el mes de septiembre cuando el Real Betis anunció que Dani Martín había sufrido una lesión en el tobillo. Este contratiempo alejaría al meta verdiblanco de los terrenos de juego por un plazo aproximado de dos meses. El portero gijonés es el tercero en discordia en la entidad heliopolitana, ya que desde que llegó su protagonismo fue de menos a más. El pasado curso solo tenía por delante a Joel Robles, pero la llegada de Claudio Bravo y su asentamiento en portería como guardameta titular, ha acabado relegando al asturiano a un tercer plano casi inexistente.

La lesión del meta asturiano se produjo cuando participaba en un convocatoria de la Selección Española sub-21 a principios del mes de septiembre. Esto supuso un inconveniente para el Real Betis, que tenía la intención de ceder al futbolista a un equipo de inferior categoría. La causa de ello fue la ya mencionada falta de protagonismo con la que contaría Dani Martín, teniendo por delante a Bravo y Robles. Este contratiempo hizo que la entidad verdiblanca tuviese que hacerse cargo de su ficha hasta, mínimo, el mercado invernal. 

Ahora, con su recuperación ya finalizada, el meta comenzó a entrenar con sus compañeros de equipo. Algo que favorece al Real Betis, quien sigue plantándose una cesión para la segunda mitad de esta temporada. No solo favorecería a la proyección del asturiano, sino que el club vería reducido tope salarial y estaría más cerca de cumplir el límite establecido.

El paso de Dani Martín por el Real Betis

Dani Martín llegó al Real Betis el año pasado. Desde la entidad heliopolitana barajaban buscar un portero con experiencia o decantarse por la inocencia de un meta inexperto pero con un futuro prometedor. En consenso con Rubi, fue la segunda opción la elegida, lo que hizo que el asturiano recalara en el club. Tenía un difícil papel ya que llegaba, ni más ni menos, para cubrir la sensible baja de Pau López.

Su protagonismo en el equipo verdiblanco fue escaso. Partió como suplente en el primer encuentro liguero, pero muy pronto llegaría su oportunidad. Joel fue expulsado en el minuto ocho, y Dani Martín era la otra opción en el banquillo. En aquel encuentro, ante el Valladolid, los verdiblancos cayeron por 1-2. La jornada siguiente, por ausencia de Robles, volvió a ser titular, esta vez en el Camp Nou ante el FC Barcelona. El meta encajó cinco goles, y nuevamente vio como su equipo perdía un duelo.

Desde ahí, entre lesiones y suplencias, no volvió a participar en un encuentro liguero hasta la jornada 35, cuando el Betis logró vencer a Osasuna. La entidad verdiblanca desperdició en fechas anteriores su oportunidad de entrar en Europa. Cuando todo el pescado estaba vendido, Rubi dio la oportunidad a Martín de demostrar por qué el club había apostado por él. Pero poco pudo hacer, porque en los últimos cuatro encuentros de Liga, todos ellos disputándolos como titular, solo consiguió salir victorioso y con portería a cero en el mencionado duelo ante el equipo navarro. 

VAVEL Logo