Ataque capital

Una regularidad no siempre es positiva. Con ese concepto viaja el Real Madrid en general, y la "BBC" en particular a Sevilla para enfrentarse este sábado al Real Betis. Los blancos necesitan sumar de tres en tres, tras una racha de tres empates seguidos, en Liga.

Ataque capital
Ataque capital

Tras empatar cuatro partidos seguidos, tres de ellos en liga, el Real Madrid llega colíder a Sevilla, pero con la necesidad de sumar de tres en tres. Este es uno de los partidos más esperados por los béticos, por lo que para recibir al equipo de la capital, el Benito Villamarín se vestirá de gala y recibirá a su equipo entre “papelillos”.

Bajas blancas

El Real Madrid aterrizará en la capital andaluza con esa falsa regularidad y con un cuadro de bajas importante, y es que, Zinedine Zidane tiene en la enfermería a la columna vertebral de su equipo, Sergio Ramos, Modric y Casemiro. Además, hay jugadores que también arrastran molestias y no llegarán al 100% al partido de este sábado, como es el ejemplo de James.

En la parte positiva para el conjunto merengue, se encuentra la evolución de Cristiano Ronaldo, al que sus partidos con Portugal le han venido bien para afinar puntería, 5 goles en 2 partidos. Bale también ha conseguido anotar en este parón de selecciones, mientras que, Benzema ha seguido en Valdebebas con su puesta a punto y estará a pleno rendimiento ante el Betis.

Centro del campo renovado

Zidane mostrará en el Benito Villamarín un centro del campo, poco visto hasta ahora, juegue quien juegue, ya que ni Modric ni Casemiro estarán sobre el césped. El conjunto blanco saldrá con Kroos, cuyo rendimiento está siendo muy elevado, por lo que su presencia es innegociable, pero los otros dos puestos, se repartirán entre Kovacic, que siempre cumple con creces lo que le demanda la situación, Asensio, que en este inicio de temporada está siendo determinante, Isco, que podría tener una oportunidad más para reivindicarse, o James, que probablemente no salga de inicio, debido a las molestias que le han hecho dejar la concentración de la selección colombiana. 

1-4-3-3 como forma de vida

El equipo de la capital de España tiene, desde hace años, una formación base, en la cual hacen las modificaciones oportunas que exija cada situación del partido. Esa base de la que parte el equipo entrenado por Zidane, es la formación 1-4-3-3.

Además, las líneas están muy diferenciadas siempre en la alineación del Real Madrid, ya que suele haber bastante espacio entre la línea central y la delantera, algo que puede aprovechar el Betis, poblando el centro del campo para dominar el control del partido.

Ese 1-4-3-3, en ataque suele pasar a un 1-2-3-5, con los laterales muy involucrados en el juego ofensivo, e incluso pueden llegar a ser más, si se suma algún centrocampista, que es lo más probable, de ahí la importancia para el Betis de acumular mucha gente en el centro del campo y trabar el avance de los blancos. 

En defensa, la formación apenas varía, y como mucho, puede convertirse en un 1-5-3-2, con un centrocampista incrustado prácticamente entre los centrales y un delantero, casi siempre Bale o Benzema, en el centro del campo. 

Hombres clave

Así como en otros equipos es fácil destacar a un jugador por encima del resto, en el Real Madrid hay que prestar atención a todo el once inicial, dando igual quien juegue, ya que son los mejores jugadores del mundo, y en cualquier momento pueden marcar la diferencia. Pero si hubiera que destacar a uno, sin duda, el elegido sería Cristiano. El portugués es un seguro de vida, aporta goles, asistencias y mucha presencia en ataque, incluso no estando al máximo.

Por todo ello, si el Real Betis quiere puntuar, necesita elegir la mejor alineación posible, no cometer errores, y sobre todo, el apoyo de un Benito Villamarín, que sin duda no fallará, porque nunca lo hace.