Problemas en la línea defensiva bética

El Betis de Quique Setién parece haber encarrilado de nuevo su camino en esta temporada liguera. Tras la victoria ante el Sevilla, el conjunto busca seguir sumando de tres en tres. Sin embargo, los problemas en defensa siguen creciendo.

Problemas en la línea defensiva bética
Barragán, ausencia para el partido ante el Leganés por lesión | Foto: La Liga

La victoria del derbi desató la euforia y el optimismo entre los aficionados y el vestuario bético. No obstante, no se debe olvidar que tan solo es una jornada más y hay que centrarse en los demás partidos, igual de importantes para conseguir los objetivos propuestos para esta temporada liguera.

A pesar de los tres importantes puntos conseguidos en Nervión tanto sentimental como futbolísticamente, toca hacer frente a una jornada más el lunes día 15, en el que la diana será el Leganés. La única intención que suena ahora en el club verdiblanco es: “Ganar, ganar y ganar”, palabras que no se deben olvidar el resto de campaña.

El encuentro ante el Sevilla en la capital andaluza pasó factura al Real Betis, que quedó muy tocado en defensa, presentándose con varias bajas ante el Leganés. Quique Setién tendrá que volver a perfilar la línea defensiva, en la que se ha quedado sin algunos de sus jugadores más importantes y habituales en el once inicial.

Se acrecienta el problema

La línea defensiva de Heliópolis tiene un gran problema. Son muchos ya los goles encajados que suma el Betis a balón parado, convirtiéndose en una preocupación para los verdiblancos. Ante los sevillistas, el peligro se ocasionó fundamentalmente de esta forma y con centros laterales. Para el próximo partido, esta debilidad se acentúa, pues Quique Setién no podrá contar con sus fieles.

El pasado fin de semana, Barragán se tuvo que retirar del terreno de juego lesionado en los primeros minutos en el Sánchez Pizjuán, entrando el canterano Francis en su lugar. El lateral derecho sufre una lesión muscular, aunque esta pieza clave en la plantilla verdiblanca ya ha comenzado con su trabajo de recuperación.

Por otro lado, las ausencias de Feddal y Mandi también generan cierta intranquilidad en Heliópolis. Ambos jugadores no podrán disputar el enfrentamiento ante el Leganés en el Villamarín debido a la acumulación de tarjetas. Los dos defensas vieron su quinta amarilla en la pasada jornada.

Es bastante probable que Quique Setién apueste por una defensa con Jordi Amat y Tosca para hacer frente a este último partido de la primera vuelta. El segundo ha contado con pocos minutos esta temporada, por lo que podrá sumar ante el equipo madrileño el próximo lunes. A pesar de las bajas, los béticos lo tienen claro: solo piensan en la victoria.