Anuario VAVEL Eibar 2017: Kike, un luchador nato
Imagen: Ángel Ezkurra (VAVEL)

Un guerrero sobre el verde. Así es Kike García, delantero de la Sociedad Deportiva Eibar. Fichado en la temporada 2015/16, no pudo disputarla debido a unos trámites realizados fuera de tiempo, pero que no impidieron al de Motillo del Palancar acabar militando en la disciplina armera. La pasada campaña, por fin, pudo ser puesto en liza por José Luis Mendilibar al haber cumplido con el plazo de "castigo". Y no lo hizo nada mal, llegando a anotar una buena serie de goles que hicieron soñar al Eibar con hacer historia, con alcanzar una meta más ambiciosa, con competir junto a los mejores; en definitiva, con aspirar a jugar en el Viejo Continente, en la Europa League. Kike fue clave con sus goles. La testa fue una de sus mayores armas de peligro, al no contar con un extraordinario juego de pies, y no tener un disparo lo suficientemente potente como para perforar la meta rival desde largas distancias.

Cualidades explotadas

Sabedor de sus cualidades, explota su juego al máximo. Se ha visto como a lo largo del curso pasado, y en el presente, los compañeros de banda lo buscan constantemente dentro del área, en su "zona de confort". Es cierto que es un nueve chafado a la antigua. No es muy partidario de contar con demasiada movilidad, pero en ocasiones se ve forzado a caer a banda o bajar a recibir en pos de dar continuidad al juego. Si Mendilibar apuesta por jugar con dos puntas, en gran parte es por la capacidad rematadora de los de arriba. Pueden ser Sergi Enrich, Charles Días o, el siempre combativo, Kike García. El 4-4-2 es un sistema que muchas veces obliga a desmarcarse o caer a banda a sus arietes, por lo que puede que no sea del todo beneficioso para Kike. Puede que actuar como único delantero resulte más fácil, o al menos que le sea más cómodo al de Cuenca. En resumen, entendió a lo que podía jugar y a eso se dedicó, pico y pala en mano. 

Eclipsado por Charles

Estos primeros meses de la temporada 2017/18 ha contado con menos protagonismo. Eclipsado por Charles Días, ha visto como su rendimiento y cantidad de minutos ha caído en picado. El perfil del carioca ha resultado ser el que buscaba el míster, y al parecer se entiende a las mil maravillas con el indiscutible Sergi Enrich. Ambos forman una dupla con ambición y gol, mucho gol. De hecho, el brasileño es el máximo artillero del Eibar con seis dianas en competición doméstica. Por si fuera poco, Charles cuentan con un fabuloso juego de pies. Domina a las mil maravillas el cuero y su dominio es magistral. Es mucho más técnico que Kike, y puede que sea el mejor aliado de Enrich, un nueve mucho más estático que el carioca. Uno tiende a caer más a banda, mientras que el otro apuesta por el juego de área, al que Kike tan acostumbrado está. Es por ello que los polos opuestos de atraen, y en este caso, Charles Días y Sergi Enrich se han gustado mutuamente, dejando en la sombra a  Kike García. La delantera tiene estrellas del rock, y por desgracia para Kike, cuenta con él como telonero.

Lucha no ha faltado por parte de Kike. Si por algo se ha caracterizado toda su carrera, y más concretamente este último año, ha sido por la dedicación que le pone a cada entrenamiento, por las ganas que le pone a cada partido, y por todo lo que lucha cada encuentro. Un nueve al uso. Del estilo del gran Santillana. Un jugador que rinde mucho mejor con la cabeza que con los propios pies.

VAVEL Logo