Ipurua y Bryan, una sonrisa perfecta
Foto: La Liga.

Fue una larga espera. Después de una conjugación de cuatro caídas  y empates como local, la Sociedad Deportiva Eibar consumó su primer triunfo en esta condición. Fue por la jornada número 17 de Liga, frente a un representativo al que se le da bien enfrentarle, Granada. Por tercera temporada consecutiva, los armeros se llevaron el triunfo como anfitriones del conjunto nazarí por una diferencia de dos o más goles, ya que en esta oportunidad fue 2-0 con un doblete de Bryan Gil. Anteriormente, 3-0 (2019-2020) y 4-0 (2018-2019). Vale recordar que, los azulgranas venían de igualar 1-1 frente al Barcelona, mientras que los rojiblancos superaron 2-1 al Valencia.

Un camino un tanto pedregoso venía acechando al Eibar en las últimas jornadas, debido a la presión de la zona del descenso. Ello, sumado a la falta de victorias de los azulgranas distanciaba en una unidad de tales enredos. A la vista del reciente triunfo del Real Valladolid, los de José Mendilibar tenían claro que sólo se haría valer el punto de la ciudad condal con tres unidades en casa para matar dos pájaros de un sólo disparo, subir posiciones y romper la racha negativa en casa para dejar atrás las ubicaciones bajas de la clasificación.

Primera parte, una modorra

Entrando de lleno en las acciones que sucedieron durante el encuentro que confrontaba a eibarreses y nazaríes, a ambos equipos le costaba entender la dinámica del juego ya que no tuvieron en cuenta las condiciones del campo. Al llover insistentemente, tuvieron que recurrir a eliminar los excesivos traslados de balón y circulaciones, optando a lo simple y sin complicaciones. Y hasta que ambos equipos, entendieron ello, la primera parte pasó prácticamente desapercibida. No obstante, irrumpieron oportunidades en las áreas. Hacia el primer minuto de juego, en la banda derecha del ataque visitante, Quini, aprovechaba la aglomeración de Rafa Soraes y Bryan, para desbordar desde la derecha, y posteriormente, Luis Suárez remató desviado.

Bryan, se estrenó con doblete. Foto: La Liga.
Bryan, se estrenó con doblete. Foto: La Liga.

Por su parte, los anfitriones, no tardaron en reaccionar mediante su futbolista más desequilibrante: Gil. El canterano del Sevilla, a los ocho minutos de partido desbordaba por el carril izquierdo superando a Carlos Nieva y el centro al corazón del área pequeña cayó a merced Takashi Inui que superó a Quinipero centrado para Rui Silva. Bryan no se hizo esperar, ya que cuatro minutos más tarde volvió a superar la banda izquierda, pero en esta oportunidad Jesús Vallejo se anticipó a Kike García. Nuevamente, hacia el 29, otra vez Gil, sobrepasaba a sus dos marcadores Antonio Puertas y Quini para centrar a beneficio de Kike García que esta vez le ganó el duelo a Vallejo y el cuero se incrustó en el poste. Con estas contadas oportunidades de peligro se cerraba el telón el primer tiempo, con el balón atascado en el fango pero en el cual con pequeños chispazos al Eibar le fueron suficientes para inclinar el campo.

En la etapa complementaria, todo se colocaba de cara para los azulgranas. Una jugada de provino desde el costado lateral derecho sin perder de vista el balón que ya les había superado, Yangel Herrera en su afán por hacerse con el balón terminó derribando a Enrich dentro del área. En consecuencia, hacia el minuto 54, Edu Expósito se encargaba de la pena máxima que contuvo Rui Silva el remate cruzado pero en el rebote Bryan estampó el 1-0. Sin embargo, Granada se fue a por el empate aunque en esos primeros compases le costaba superar la línea defensiva de los armeros. Hacia el minuto 69, el recientemente ingresado Jorge Molina filtró un pase en el intervalo de Pedro Bigas y Soraes que fue aprovechado por la velocidad de Suárez. Pero, el delantero nazarí se topaba con Dmitrovic que rechazó el esférico con el pie. Cinco más tarde, en un segundo balón que peinaron de nuevo para capitalizar la velocidad de Suárez, el delantero chocó con la presencia de Dmitrovic que le ganaba el duelo.

Gil, la sentencia

Prácticamente instantáneo, una presión en la banda derecha que incluyó la recuperación entre Alejandro Pozo y Kike que el segundo de ellos cedió a la izquierda para Bryan, y el extremo, se cerró hacia adentro y con el pie derecho certificaba el 2-0. A partir de allí, se propagaba la prosperidad armera, que cinco más tarde tuvo el tercero, en un balón largo a la izquierda para Muto quien dejó en el camino a Vallejo y cedió para Kike, pero Rui Silva contuvo el remate del futbolista de Motilla de Palancar. Por último, a los 83 minutos, Edu Expósito remató en la frontal del área aunque contuvo Silva.

Así se iban los noventa mintuos de este Eibar 2-Granada 0, que con el correr de los minutos y la ventaja encaminaron la victoria azulgrana, aunque sufrió sobresalto. Pese a ello, en líneas generales los de Mendilibar tuvieron más oportunidades, contaron con mayor incidencia en el área rival y fueron efectivos en las ocasiones que tuvieron, por lo que el marcador termina ajustándose a lo que sucedió en el terreno de juego.

VAVEL Logo