Dos amistosos ponen tono a la pretemporada

La SD Eibar jugará sus dos primeros partidos de preparación frente al Tudelano y Real Sociedad.

Dos amistosos ponen tono a la pretemporada
La plantilla de la SD Eibar para la temporada 18/19 // Imagen vía SD Eibar

En territorio armero se ha dado el pistoletazo de salida a la temporada 2018/2019, pues José Luis Mendilibar ya ha programado los primeros entrenamientos, así como los enfrentamientos de pretemporada con intención de llegar en una forma física óptima a la primera jornada de LaLiga. Seis son los encuentros progamados por la dirección armera, incluidos un derbi vasco y un encuentro frente a un recién ascendido a primera división. 

Las vacaciones para los jugadores finalizaron el pasado lunes, cuando a algunos de ellos les tocó pasar reconomiento médico para evaluar sus condiciones físicas. Otros las tuvieron que pasar el martes. No obstante, a partir del miércoles todos están sudando la gota gorda, ya que el técnico de Zaldívar está realizando unos entrenamientos muy intensos. En apenas cinco días jugarán su primer amistoso y Mendilibar no quiere sorpresas.

Actualmente son 25 los jugadores que forman la primera plantilla, aunque todo parece indicar que para cuando empiece la próxima temporada dicho número se reducirá a 23. Jugadores como Pere Milla, Elgezabal o Bebé tienen más opciones de salir que de quedarse.

El pimer partido de pretemporada se jugará el 17 de julio, en Atxabalpe, frente al Tudelano; equipo que actualmente milita Segunda División B. Posteriormente, Ipurua acojerá el 20 de julio un derbi vasco, frente a la Real Sociedad; un encuentro que pondrá a prueba el rendimiento de los jugadores armeros.

Una vez disputados ambos encuentros amistosos, la SD Eibar pondrá rumbo a Austria, al igual que hizo el año pasado. Allí se enfrentarán al Swansea y al Stuttgart, dos equipos de renombre internacional en los que los pupilos de Mendilibar deberán emplearse a fondo. 

Llegados a agosto, mes en el que comienza LaLiga, el Eibar se jugará frente al Huesca y Hoffenheim. Estos dos últimos duelos serán vitales para llegar con motivación y confianza a la primera jornada. 

A pesar de que el objetivo seguirá siendo la permanencia en la máxima categoría, las sensaciones son que este equipo puede lograr mucho más.