Bradley Smith se prepara para las Superbikes ante la indecisión de Aprilia
Bradley Smith sobre su Aprilia RS-GP en el circuito de Misano. Foto:motogp.com

El mundial de MotoGP dará el pistoletazo de salida en Qatar. El circuito Internacional de Losail acogerá a sus dos primeros grandes premios los fines de semana del 26 al 28 de marzo y del 2 al 4 de abril. Queda muy poco tiempo y aún hay equipos indecisos con sus próximos fichajes, es el caso de Aprilia que todavía está negociando si instalar a Lorenzo Savadori o a Bradley Smith en sustitución del sancionado Andrea Iannone.

El piloto inglés está seguro de que si la decisión recae a su favor, la marca de Noale se verá fortalecida, pero para ello pondrá algunas condiciones. “Las conversaciones continúan. Aprilia necesita decidir qué es lo mejor para su proyecto a corto y largo plazo. Yo tengo que decidir qué es lo mejor para mí y para mi propia carrera. Dejé muy claro que soy un corredor y quiero el asiento oficial, todavía no estoy listo para una vida de retiro de pruebas”, dijo Smith a bikesportnews.com.

El joven de 30 años explicaba en tono irónico: “En un mundo ideal, necesito ser clonado, porque si yo fuera piloto de carreras y piloto de pruebas, ese sería el mejor escenario para Aprilia, pero como sabemos, eso no es posible. Entonces, para Aprilia, parece mejor si desarrollo la moto y hago comodines porque podemos avanzar en el proyecto, donde, como si Savadori fuera el piloto de pruebas, no iríamos a ninguna parte; de ​​ahí los comentarios de Massimo Rivola sobre la decisión del segundo asiento porque saben que soy el más rápido".

Mientras tanto, Smith está estudiando cómo formar un equipo para el ESBK 300, desde Cataluña en 2022, si las condiciones de la pandemia se lo permiten. El objetivo sería competir en algunos comodines WSSP300. “Oscar Picañol tiene un Artic y un taller en las afueras de Barcelona, ​​por lo que será una empresa conjunta para nutrir a los jóvenes talentos y dar la misma orientación que tuve la suerte de recibir con la Academia de MotoGP en 2005”, comentaba el de Oxford.

La idea bautizada como “Proyecto 109”, se llevaría a cabo en paralelo con el equipo de carrera, ofreciendo días de entrenamiento dirigidos exclusivamente a la clase 300. Según el piloto, esta categoría es una base muy buena para motos de entrenamiento como por ejemplo: la Yamaha R3, la KTM 390 o la Kawasaki 400. También está barajando la posibilidad de educar a los jóvenes de Italia en un futuro no muy lejano. De momento ha comprado dos Yamahas de YART para empezar a rodar.

Este no será su único reto, Smith añadía: “También estoy involucrado en conversaciones con Silverstone sobre cómo proporcionar el mismo tipo de programa de día de capacitación en el Reino Unido, utilizando sus pistas y diseños múltiples. Estoy vigilando de cerca a Junior Superstock en BSB y me gustaría que nuestro equipo de carreras guiara a los pilotos a España y los ayudara a orientarlos en la dirección que quieran seguir, ya sea hacia WorldSBK, hacia la Copa de Rookies o hacia MotoGP”.

El Campeonato de España de Superbikes comenzará el sábado 24 de abril en Jerez. Esto supondría que Bradley Smith dispondría de solo dos meses para estar completamente preparado, con una decisión sobre él que aún está en el aire.

VAVEL Logo