Félix Auger Aliassime, talento precoz
Félix Auger-Aliassime. (Fotografía: Montrealgazette).

Esta es la historia de un chaval que cumplirá 15 años en apenas diez días, el 8 de agosto, llamado a escribir unas cuantas líneas en lo que al libro histótico del deporte de la raqueta se refiere. A pesar de sus recientes éxitos en el deporte de la raqueta y con referentes claros como los de Roger Federer o Rafa Nadal, Félix Auger Aliassime se centra también en sus estudios para seguir creciendo a la vez como tenista y como persona.

Sus éxitos recientes

El nombre del precoz tenista canadiense se dio a conocer hace poco más de cuatro meses cuando se convirtió en el primer tenista a lo largo y ancho de la historia de este deporte en conseguir puntos en el ranking ATP. Ahora, y cerca de llegar a la quincena, el logro del de Montreal se amplía habiendo conseguido vencer su primer partido en el cuadro principal de un torneo Challenger.

Félix venció su primer partido en el cuadro principal de un torneo Challenger al derrotar 6-3 y 6-2 a  Andrew Whittington

Sucedió el pasado martes, 21 de julio, en Granby (Canadá), sobre pista dura y en un torneo de los considerados serios que reparte 100.000 dólares en premios. Tras superar la previa, Félix derrotó al número 493 del mundo, Andrew Whittington por un contundente 6-3 y 6-2, comenzando a mostrar sus dotes que no han pasado desapercibidos para los especialistas en el deporte de la raqueta. A pesar de esto, hay que andar con pies de plomo con la nueva sensación del circuito ya que el pasado nos recuerda  numerosos casos de jóvenes promesas que pronto desaparecen del mapa del deporte profesional.

Una formación de quilates

En la actualidad, Auger Aliassime se está formando junto a los mejores tenistas de su edad en Canadá y en el centro nacional de tenis de Montreal, lugar donde estudia a distancia y donde disfruta de una beca que cubre los gastos de sus entrenamientos y viajes a torneos. Uno de los entrenadores del centro, el ex tenista Simon Larose, habla del de Quebec afirmando que “Es un tenista que trabaja duro y no tiene ego”.

Augen Aliassime se entrena en el centro nacional de tenis de Montreal

Su padre también tiene buenas palabras, como es lógico hacia su hijo, de hecho ni él mismo es consciente de todo lo que ha hecho ya Félix con 14 años y del futuro que le espera. Su progenitor, Sam ha declarado que: “Aún no ha ganado nada. Es muy importante que siga centrado en su formación. Desde que tenía seis años quiere jugar en Wimbledon o ganar Roland Garros. Lo que me asusta es que se distraiga y no siga su camino, pero hasta ahora lo ha hecho muy bien”.

Refrescando la memoria, hace tres años, el precoz tenista canadiense ganó el Open Super 12 de Auray (Francia), que es considerado el campeonato mundial de niños no mayores de 12 años. Los referentes de Félix son cuatro. Roger Federer, porque como él, nació el 8 de agosto, Rafa Nadal, del que destaca su energía y espíritu luchador y  los francófonos Jo-Wilfried Tsonga y Gael Monfils. Buenos espejos a los que mirarse.

Una madurez impropia de un niño de 14 años

Resulta insultante la madurez tanto tenística como física que Félix Auger Aliassame demuestra a pocos día de cumplir los 15 años. Según los datos que aporta la ficha de la ATP la estatura del de Quebec es de 1,78 metros y su peso 66 kilos, sin embargo y viéndole sobre la pista, parece mucho más alto, debido principalmente a su corpulencia.

Su gran temporada en el circuito junior de la ITF, con 27 victorias y solo cuatro derrotas, le sitúa en el puesto 69 del ranking de esta categoría. A pesar de todo esto, el tenista canadiense camina con pies de plomo y no levanta los pies del suelo como sus propias palabras corroboran: “Estoy con gente joven que ya no se divierte tanto porque se lo toman demasiado en serio, casi como un trabajo. No es así para mí. Quiero seguir jugando por placer”.

El talento precoz de Félix es tal que un chaval de apenas 15 años está luchando ya en el circuito tenístico con hombres que rozan o sobrepasan la treintena. La barrera de la edad la rompe la calidad de un tenista llamado a hacer cosas muy grandes en un corto espacio de tiempo dentro del deporte de la raqueta.

Fotografías: itftennis; academiedetennis; tvasports

VAVEL Logo