Boston Celtics es una
realidad
Fuente: NBA

Desde el inicio de 2022 y tras más de tres meses transcurridos de año, los de Massachusetts se han mantenido en la élite de la liga en ámbitos como la defensa, el porcentaje de tiro o el diferencial de puntos respecto a otros equipos de la propia Conferencia Este. Durante ese tramo de tiempo, el balance del equipo es de 23 victorias y 8 derrotas; 17-3 en los últimos 20 duelos.

Esto ha valido para que haya sido posible una escalada hasta la quinta posición en la peleada Conferencia Este, con un récord de 40-27. El cambio de rumbo ha sido muy drástico, ya que, en los tres primeros meses de competición, en el año 2021, el registro era de 17-19.

  • Paciencia para obtener resultados

Ime Udoka ha estado en el ojo del huracán durante muchas semanas. El que fuera parte del cuerpo técnico de franquicias como San Antonio Spurs, Philadelphia 76ers o Brooklyn Nets no estuvo en la mejor situación durante sus primeros meses como entrenador principal. Sin embargo, la idea de establecer al exjugador en este cargo traía consigo la intención de hacer de Boston Celtics un aspirante de primera fila, basado en su potencia defensiva. Y lo ha conseguido.

Para ello, ha sido de vital importancia encontrar la regularidad en la figura Robert Williams III. El pívot concede un 38,3% de los tiros que se realizan en la pintura, siendo esta la quinta mejor marca de la liga. No se queda solo ahí, ya que también es el jugador que menos tiros acertados concede en toda la NBA, con un registro de 40,5%.

Fuente: NBA
Fuente: NBA

Junto a Al Horford, ha logrado hacerse dueño de la auténtica muralla y de hacer para los rivales una más que complicada tarea a la hora de anotar. La rotación interior se completa con Daniel Theis, adquirido en el mercado tras su corta estancia en Chicago y Houston. Sus capacidades son aptas para suplir las limitaciones del ya veterano Horford.

Son las bases defensivas de los Celtics, pero no las únicas, ni mucho menos. La versatilidad de Jayson Tatum hace posibles diversas variantes a la hora de plantear un enfrentamiento. Está reduciendo a los rivales a los que defiende a un 42,7% de acierto en sus tiros, lo que significa el décimo mejor registro de la competición. Junto a Marcus Smart, sin olvidar a Jaylen Brown, ejerce una labor crucial para la supervivencia del conjunto, en un entramado basado en el cambio de marcas y en la capacidad de dominar todo el espacio posible.

Para concluir con este apartado, es necesario añadir que poseen el tercer mejor defensive rating —puntos que se conceden por cada 100 posesiones— de la liga, siendo este de 106,4.

  • Progreso en ataque

A pesar de haber convertido a Boston Celtics en una de las mejores defensas de la liga, Ime Udoka no ha renunciado, ni por asomo, al ataque. Aquí el líder absoluto es Jayson Tatum, que promedia 26.8 puntos, 8.2 rebotes y 4.2 asistencias por partido.

Además, ha vivido la que posiblemente sea su semana más esplendorosa en el presente curso y una de las mejores hasta ahora en su carrera. En los últimos cuatro partidos promedia 42 puntos, 6 rebotes y 4.5 asistencias, con un 56% de acierto en tiros de campo y 46% en el triple intentando más de 10 por duelo. Estos números se explican, sobre todo, a raíz de sus últimos dos partidos, en los que anotó, respectivamente, 54 puntos ante Brooklyn Nets y 44 ante Charlotte Hornets.

Asimismo, hay que destacar la consagración de Jaylen Brown como una de las mejores segundas espadas en la actualidad. Sus 23 puntos, 6 rebotes y 3.4 asistencias por partido han contribuido de buena manera al éxito de los de Massachusetts.

En cuanto a Marcus Smart, parece que, al menos de momento, ha disipado toda duda que rondara en torno a él. Ha encontrado el modo adecuado para convertirse en el tipo de base organizador que tanto se ha echado en falta en Boston durante los años pasados. Su impacto va más allá de los números y las estadísticas, pero es el elemento óptimo para complementar a esa efectiva defensa a la par que lleva a cabo con éxito su labor de distribución y planificación del ataque.

La suma de Derrick White a la disciplina del equipo en el último día de mercado ha sentado como anillo al dedo para elevar ese peldaño en la segunda unidad que quizá faltaba. De esta forma, Udoka ha configurado una rotación principal de no más de 9 hombres, formada por el propio White, Payton Pritchard, Grant Williams y Daniel Theis.

Solo queda por ver en qué posición podrán terminar la temporada regular y cómo trasladarán este estilo de juego al escenario de los playoffs. La carta de presentación es inmejorable. Han ascendido hasta posicionarse como uno de los mejores equipos de la Conferencia Este y uno a tener en cuenta de cara a la lucha por el título.

VAVEL Logo