Higinio Marín, sabor pucelano en Soria

Higinio Marín ha sido una de las grandes referencias del CD Numancia en la presente temporada. Autor de varios goles, y presente en la rotación soriana, el ex-jugador del Real Valladolid será una de las grandes amenazas del combinado numantino

Higinio Marín, sabor pucelano en Soria
Higinio Marín celebra su doblete ante el Lugo // FUENTE: La Liga

El CD Numancia ha vivido una temporada histórica. Siempre presente en la zona noble de la tabla, y buscando insistentemente un hueco en la pelea por el ascenso, los sorianos dieron el gran batacazo en este Play-Off al eliminar, en el último minuto de las semifinales, al Real Zaragoza, considerado por muchos como el gran favorito para lograr la hazaña. Sin hacer mucho ruido, y pese a tener menos renombre que el resto de equipos participantes en la promoción, los de Soria han demostrado que en Segunda División no hay favoritos, y que todo se logra con trabajo, esfuerzo y dedicación.

De esas tres cosas sabe bien uno de los integrantes del conjunto castellano: Higinio Marín. El jugador nacido en Calasparra contó con la confianza de Jagoba Arrasate para el partido de vuelta en la Romareda, siendo titular y disputando una hora de dicho crucial partido, tras disponer de poco menos de veinte minutos en los Pajaritos. Pese a ser de la partida en tan solo siete encuentros, la importancia de Higinio en este Numancia se ha hecho patente en estas últimas citas. Autor de seis tantos esta temporada, siendo solo superado en su equipo por Guillermo y Manu del Moral, con ocho, el murciano jugará contra uno de los equipos que contribuyó a su formación.

La carrera futbolística de Higinio comenzaría en su Murcia natal, compitiendo en las categorías inferiores del club que, actualmente, milita en la Segunda División B. Siendo uno de los jugadores más destacados de los filiales murcianos, el calasparreño llegaría, allá por 2011, con 17 años de edad, al Murcia Imperial, de la Tercera División. Uno de los momentos más importantes de su carrera tendría lugar un año después, el 15 de octubre de 2012 cuando, con 18 años, hizo su debut oficial con el primer equipo, por entonces en Segunda División, en un duelo ante el Mirandés.

Viéndose obligado a abandonar Murcia en busca de minutos, y tras una infructuosa y breve etapa en la Cultural Leonesa, donde solo completó la pretemporada, ya en 2014, Higinio recalaría en la Hoya Lorca, de Segunda B, uno de los clubes más carismáticos del fútbol español. En Lorca, cerca de su familia y de su entorno, Marín se sintió importante, acumulando minutos de peso aunque no marcase muchos goles. Más longeva que la de León, su etapa en el combinado lorquí tampoco se alargaría mucho, siendo traspasado en 2015 al UCAM Murcia, ahora rival del equipo de su infancia. En la escuadra universitaria tendría un paso testimonial, no superando los 150 minutos jugados en una temporada en la que los murcianos lograrían un histórico ascenso a la Liga123.

Buscando recuperar algo de confianza, y volver a verse como un futbolista relevante, Higinio Marín recaló en el Real Valladolid Promesas, también de Segunda División B. Finalmente, y tras varias aventuras sin éxito, el murciano se reencontraría con el gol en un conjunto en el que no contaba con tanta presión. Anotando hasta trece dianas, y siendo titular indiscutible, Marín fue vital para que el Promesas concluyese una gran temporada, en la mitad alta de la clasificación. Ahora, en Soria, Higinio trata de hacerse un nombre en la categoría más competitiva en la que ha estado; en su primer año en la división de plata, el ariete ha hecho goles ante Albacete, Real Oviedo, Cultural Leonesa, Lugo y Osasuna. En total, seis goles que han dado a su equipo el montante de cuatro puntos, vitales para que el Numancia sellase su presencia en este PlayOff.