Las claves de Segunda: Algo más que un sueño
El equipo alfarero celebra el tanto de la victoria vs Elche. LaLiga 1|2|3

Las claves de Segunda: Algo más que un sueño

El Alcorcón se ha convertido en el equipo revelación de esta temporada. Ocupa la primera plaza de la clasificación de LaLiga 1|2|3 y no parece fácil que alguien les baje de ahí arriba. 

sergio-caselles
Sergio Caselles

La Agrupación Deportiva Alcorcón lleva ocho años en la categoría de plata del fútbol español. Con más sombras que luces en este camino, rozando varias campañas el descenso a Segunda División B. Pero ahora la luz amarilla es más potente que nunca, y los alfareros han arrancado la temporada prácticamente intratables.

Dos ocasiones cerca de la gloria

Las posibilidades de ascenso han estado cerca en dos de estos ocho años. Disputaron el Playoff de ascenso por primera vez en su historia en la temporada 2011-2012, de la mano de Juan Antonio Anquela. Tras superar al Hércules CF en la primera eliminatoria, gracias a los goles fuera de casa, el Alcorcón se vería las caras con el Real Valladolid.

El equipo vallisoletano selló su victoria en Santo Domingo con un 0-1, y obligaba a los chicos de Anquela a remontar en el José Zorrilla. La afición madrileña juntó cerca de 400 hinchas en el campo pucelano, pero el aliento de los alfareros desplazados no fue suficiente para lograr la remontada: el partido finalizó con 1-1, y con los blanquivioletas en Primera División.

La temporada siguiente (2012-2013), y con José Bordalás en el banquillo de Santo Domingo, se volvió a rozar el ascenso. El Alcorcón acabó el curso en la quinta posición, por lo que tenía una nueva oportunidad de llegar a la máxima categoría. Esta vez el sueño se rompió antes de lo previsto, a manos del Girona CF, que perdería más tarde la final ante el Almería.

Los jugadores alfareros celebran un gol frente a la afición en Santo Domingo. Foto: Miguel Ángel Ayala
Los jugadores alfareros celebran un gol frente a la afición en Santo Domingo. Foto: Miguel Ángel Ayala

Un líder inesperado

Siendo sinceros, el liderato del Alcorcón era impensable a principio de temporada. La dinámica que arrastraba el equipo las últimas temporadas invitaba a pensar en la salvación, y no en el ascenso. De hecho, Cristóbal Parralo, actual técnico alfarero, y sus propios jugadores, no paran de repetir en su discurso que el objetivo principal es evitar el descenso. 

Sin embargo, este sueño cada vez tiene más tintes de realidad. Jornada tras jornada, los madrileños demuestran que no es ninguna casualidad lo que se refleja en la clasificación: se muestran superiores a sus rivales en cada partido. Saben sacrificarse desde el delantero centro, hasta el portero. Desde el minuto uno, hasta el noventa. Gozan de eficacia arriba. Lucen una tremenda solidez defensiva. Han salido victoriosos ante rivales que prácticamente doblan al Alcorcón en valor de mercado. Y un largo etcétera que argumenta con creces la situación del conjunto amarillo.

Artífices del éxito

Los triunfos de este equipo están basados en dos claves: humildad y trabajo. Estas palabras podrían definir a la perfección lo que es actualmente el conjunto amarillo. Parece que esta mentalidad ha calado fuerte en el vestuario alfarero, y gran parte de culpa es, sin duda, de Cristóbal Parralo. Su discurso, y su idea futbolística basada en el sacrificio colectivo,tiene a todos los futbolistas enchufados. Titulares y suplentes reman todos en una misma dirección, y la barca amarilla va lanzada hacia el ascenso.

Otro pilar fundamental ha sido Juan Muñoz. Ha conseguido anotar ocho goles, y está situado en el tercer lugar de la tabla de máximos goleadores de LaLiga 1|2|3. La eficacia alfarera arriba corre de su cuenta, pese a llevar varios partidos sin ver portería. 

Resulta complicado destacar distintos nombres propios en este grupo. Y considero que este es uno de los mayores halagos en el mundo del fútbol. En el fútbol se tiñen de gloria los grupos unidos, generosos y sacrificados. Siempre es más fácil llegar a la cima acompañado, y el Alcorcón tiene empujando a veinticinco jugadores, todo un cuerpo técnico y más de cinco mil almas desde la grada de Santo Domingo.

Conjura del equipo alfarero antes del partido frente al Zaragoza. Foto: LaLiga1|2|3
Conjura del equipo alfarero antes del partido frente al Zaragoza. Foto: LaLiga1|2|3
VAVEL Logo