Análisis post FC Barcelona vs Real Betis (0-1): Apagón en el Camp Nou
Araújo lamentándose ante el Benfica. | Foto: Noelia Déniz

El FC Barcelona recibía al Betis en la decimosexta jornada de la Liga Santander, con la intención de escalar puestos en la clasificación liguera. El conjunto dirigido por Xavi Hernández afrontaba el duelo ubicado en la séptima posición con 23 puntos, mientras que el Betis ocupaba la quinta plaza, con 27 puntos.

El duelo prometía emociones fuertes desde el inicio, ya que el conjunto visitante venía de ganar, con remontada incluida por 3-1 al Levante, mientras que el Barça venía de hacer lo propio ante el Villarreal, en un duelo apasionante que acabó con 1-3 favorable al equipo azulgrana. 

Alexia Putellas enciende al Camp Nou

El encuentro tuvo un prolegómeno inmejorable, Alexia Putellas exhibió el balón de oro que ganó el pasado lunes 29 de noviembre, que la coronó como la mejor jugadora del mundo, ante la afición de un Camp Nou que coreó su nombre. 

El duelo arrancó con un Barça muy activo desde el minuto 1, mientras que el Betis no se arrugaba a la hora de presionar en tres cuartos  de campo al equipo dirigido por Xavi Hernández. El equipo verdiblanco optó por basar su juego en los robos en campo contrario, algo que el Barça tenía que mejorar tras el duelo ante el Villarreal. 

Coutinho, que fue una de las novedades en el once del Barça, se llevó el protagonismo en el tramo inicial del duelo. El brasileño dejó destellos de gran calidad desde la banda izquierda y puso en pie a una afición con la que tenía una reconciliación pendiente. El propio Coutinho estuvo a punto de inaugurar el marcador con un remate al primer toque que detuvo muy atento Rui Silva

Dominio inicial del Barça

No parecía estar cómodo sobre el verde el Betis, que se vio obligado a desprenderse del balón al ver que el conjunto culé monopolizaba el juego a través de largas posesiones. Aun así el conjunto bético intentaba trenzar jugadas de peligro a través de tener el balón, aunque sin acierto, le duraba muy poco al equipo de Pellegrini el esférico en su poder. 

El encuentro se fue equilibrando llegando al ecuador de la primera mitad, el Barça no lograba llegar con peligro a la meta de Rui Silva, mientras que el equipo visitante reajustó sus líneas y empezó  a robar balones en zona de peligro. No conseguía el Barça volver a controlar el partido como al inicio del mismo y el Betis empezó a crecer y de qué manera, con llegadas muy peligrosas sobre la meta de Ter Stegen

El Betis se hace con el control del juego

El conjunto andaluz consiguió arrebatarle por completo el control del partido a los azulgranas, mientras la afición se impacientaba en el Camp Nou, conscientes de que el equipo culé tenía que despertar del trance si no quería sufrir las consecuencias. El Barça estaba pecando de no presionar arriba al Betis, dejando que el equipo verdiblanco sacara el balón con total comodidad desde su línea defensiva y tuviera todo el tiempo del mundo para pensar. 

Gavi, fuera de combate

Llegando al minuto 30 de partido un jarro de agua fría cayó sobre el Camp Nou, Gavi tenía que ser atendido por los servicios médicos del club y retirarse del terreno de juego tras un fuerte golpe en la cabeza. El centrocampista estaba visiblemente mareado y con síntomas claros de estar desubicado tras el choque. Riqui Puig entró para sustituir a Gavi, que se tuvo que marchar en camilla del campo. 

Malas noticias para un Barça que seguía sin encontrar el camino para causar peligro sobre la  portería defendida por Rui Silva. Lo intentaba el conjunto culé por mediación de Abde, que percutió por banda menos de lo que le hubiera gustado, pero siempre generando peligro en sus intentos. 

Llegando al final de la primera mitad recuperó el dominio del encuentro el FC Barcelona, viendo cómo el Betis decidió volver a dar un paso atrás y optó por esperar replegado las internadas del equipo azulgrana. Sin embargo, el Betis estuvo a punto de poner el 0-1 en dos ocasiones por mediación, primero, de un taconazo de Ruibal en el área pequeña y después un disparo de Álex Moreno que detuvo Ter Stegen. Necesitaba el conjunto dirigido por Xavi Hernández despertar y cambiar la imagen de cara a la segunda mitad. 

La segunda mitad dio comienzo con un Barça que adelantó el bloque en busca de incomodar la salida de balón del Betis. Intentaba el conjunto culé encimar al equipo de Pellegrini para que no sacaran el balón con tanta facilidad y llegaran al área contraria a través de largas posesiones de balón. 

El Betis vuelve a avisar

Seguía el Barça jugando con fuego en el Camp Nou y volvió a estar cerca de quemarse. Juanmi anotó para el Betis, pero el linier acertó al levantar la banderilla, fuera de juego y otro aviso muy serio para el Barça, que debía reponerse lo antes posible. Como si el gol anulado al betis hubiera servido como un tirón de orejas para el Barça, el conjunto culé, espoleado por su afición, decidió ir al ataque e intimidar al conjunto bético. 

Abde volvió a cobrar protagonismo con una buena internada por banda, sin embargo, la ocasión no acabó en nada. Intentaba percutir con peligro el FC Barcelona, tirando más de casta que de juego. Xavi creyó conveniente agitar la coctelera y dio entrada a Dembélé y Frenkie De Jong para revolucionar el partido. 

Dembélé superstar

Mejoró el Barça desde el serio aviso de Juanmi, Dembélé, que era aclamado cada vez que tocaba el balón, dinamitó el encuentro y la banda derecha del conjunto azulgrana empezaba a amenazar de verdad al Betis. El propio Ousmane estuvo cerca de conseguir anotar tras un gran disparo desde la frontal que detuvo de manera espléndida Rui Silva, aunque el árbitro no señaló córner incomprensiblemente. 

Dembélé cogió la batuta del encuentro e hizo despegar a un Barça, que hasta el momento había ofrecido muy poco en ataque. Se lo empezaba a creer el Barça, mucho más activo en los últimos minutos en busca del gol que abriera la lata en el Camp Nou. 

El FC Barcelona empezaba a llegar como un vendaval sobre la portería de Rui Silva, las internadas de Abde, Dembélé e incluso Jordi Alba estaban causando estragos en la zaga bética. A pesar de los buenos minutos del conjunto azulgrana se le acababa el tiempo al conjunto dirigido por Xavi Hernández, consciente de que el equipo necesitaba la victoria como oro en paño. 

El conjunto de Manuel Pellegrini volvió a retrasar el bloque y dejó que el Barça tuviera por completo la posesión de balón en el tramo final del encuentro. Parecía jugar solo en ataque Dembélé, que estaba siendo el encargado de generar todo el peligro del conjunto culé arriba, con disparos que se marchaban muy cerca de los tres palos. 

Juanmi aniquila al Barça

Sin embargo, el Barça se dio de bruces, una vez más, por culpa de un mal balance defensivo. Juanmi aprovechó una gran jugada trenzada del conjunto bético para definir a la perfección ante Ter Stegen. A falta de 10 minutos para el final el conjunto culé se veía por debajo en el marcador.

A punto estuvo el combinado culé de empatar la contienda por mediación de Abde, pero el extremo azulgrana envió el balón a las nubes con todo a favor. Se le acababa el tiempo al FC Barcelona, que se encontraba impotente sobre el césped del Camp Nou, sabiendo sus jugadores que volvían a dar un paso atrás en liga. 

El encuentro llegó a su final con derrota para el FC Barcelona. El conjunto de Xavi Hernández cayó ante un Betis que hizo un partido muy bueno en todos los aspectos. De esta manera el Barça con el egarense al mando cosechó la primera derrota de su era. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

VAVEL Logo