Gareth Bale y un anticipado adiós
En el Madrid se acabó la paciencia con Bale | Foto: Real Madrid

Gareth Bale arribó al Real Madrid para la temporada 2013/14, en un acuerdo que fue récord para ese momento. Los periódicos anunciaban que el club ‘Merengue’ se hacía con los servicios del, por aquel entonces, futbolista del Tottenham Hotspur a cambio de 101.000.000 de euros, superando los 94 millones que había desembolsado la propia institución española unos años antes por Cristiano Ronaldo, y que luego sería vencido por el fichaje de Philippe Coutinho por el Barcelona.

Justamente, Real Madrid quería aprovechar el momento de debilidad de un Barcelona que acudía a Gerardo Martino como inesperado reemplazo de ‘Tito’ Vilanova, para así detener la supremacía que habían conseguido los ‘Culés’ durante el período de Pep Guardiola. Llegaba Carlo Ancelotti al banquillo, acompañado de Zinedine Zidane, para intentar conseguir la tan ansiada ‘Décima’.

Una primera temporada de ensueño

La 2013/14 fue una maravilla para Gareth Bale, una presentación ideal. El galés disputó 44 partidos y marcó 22 goles, dando inicio al mítico tridente conocido como la ‘BBC’, junto a Benzema y Cristiano Ronaldo. El ex Tottenham pudo mostrar su valía marcando en las dos finales que disputó el Madrid ese año, ante Atlético Madrid y Barcelona, ni más ni menos, siendo este último el más recordado por aquella carrera a pura velocidad por banda izquierda que dejó retratado a Marc Bartra, definiendo entre las piernas de Pinto.

Al año siguiente, el Madrid se quedaría con un sabor amargo, puesto que no pudo defender ninguna de sus coronas y volvió a ser subcampeón de LaLiga, aunque se quedó con los trofeos de la Supercopa UEFA y el Mundial de Clubes. Bale disputó 48 encuentros y marcó 17 goles.

Gareth Bale y un gol que marcó su carrera | Foto: UEFA
Gareth Bale y un gol que marcó su carrera | Foto: UEFA

En 2015/16 comenzaría el camino del tricampeonato en UEFA Champions League para el Real Madrid, donde quizás la cima de la montaña para el delantero galés llegaría en esa final frente al Liverpool, marcando en dos ocasiones, una de ellas el inolvidable golazo con pirueta aérea incluida, que dejó atónito hasta al propio Zidane.

Marcha de Cristiano Ronaldo y fin de una era

Con la partida de CR7 a la Juventus se terminaba un tridente que marcó época en el Real Madrid. La famosa ‘BBC’ había conquistado ni más ni menos que cuatro UEFA Champions League en cinco años, alcanzando los 442 tantos entre todas las competiciones, con Bale aportando 88 dianas a esa cifra.

Ya sin el portugués, se esperaba que Gareth Bale fuera el líder del equipo, pero con esa responsabilidad comenzaron las múltiples lesiones en cada temporada. Mientras que Cristiano marcaba 86 tantos por año, entre Bale y Benzema sumaban 61, unos 25 goles menos que su excompañero.

Los números de sus lesiones fueron más que evidentes para el delantero, con 65 ausencias desde 2016 hasta finales de 2020, cuando se marchó a préstamo al Tottenham, donde también se perdió más de 10 partidos en menos de seis meses.

Mucho dinero para poco juego

Bale tiene hoy el salario más alto de toda LaLiga, con una cifra cercana a los 34.000.000 de euros brutos por año. El segundo en esa tabla es Eden Hazard, otro caso a revisar para el Real Madrid, pero ambos superan por varios millones a compañeros suyos como Karim Benzema, David Alaba, Thibaut Courtois o Vinicius, que han sido fundamentales en esta temporada.

De hecho, si se tiene en consideración a las grandes ligas europeas, Bale aparece tercero, solo por detrás de Neymar y Lionel Messi, superando a futbolistas como Kylian Mbappé, Cristiano Ronaldo, Kevin De Bruyne y Robert Lewandowski. Todo eso acumulando solamente 290 minutos de juego en toda la temporada, es decir, poco más de tres partidos completos.

Bale y su mejor momento en el Madrid | Foto: UEFA
Bale y su mejor momento en el Madrid | Foto: UEFA

Esos 290 minutos jugados se dividen en cinco encuentros por LaLiga, marcando un gol frente al Levante, y solamente 7 minutos en UEFA Champions League, donde ingresó en tiempo de descuento ante PSG y Chelsea.

Solo en la temporada 2021/22, Bale lleva siete lesiones, más una ausencia por Covid. Se ha perdido 35 partidos y acumula casi 150 días en la enfermería, siendo la lesión que sufrió en su rodilla, a principio de curso, la que más tiempo de recuperación le demandó (58 días y volvió a lesionarse menos de una semana más tarde).

¿Qué será de su futuro?

Con el nulo apoyo de la afición, su desinterés total por el club y un Carlo Ancelotti que lo ha tildado puertas adentro de “caso perdido”, está claro que Gareth Bale no seguirá en el Real Madrid después del 30 de junio. En su horizonte aparece como opción más firme la de aterrizar en Estados Unidos, donde podría vestir la camiseta del DC United, equipo que supo tener entre sus filas, por ejemplo, a Wayne Rooney.

Todo indica que Bale tomaría su decisión después del repechaje con Gales, el cual se disputará el próximo 5 de junio contra el vencedor de Escocia y Ucrania, por un lugar en Qatar 2022. Sin demasiado interés por parte de clubes europeos, lo más probable es que, a sus 32 años, llegue su momento en la MLS.

VAVEL Logo