Camino a Rusia de Argentina 2018: un final de película

18 fechas disputadas y en la Selección Argentina han pasado tres entrenadores a lo largo de las Eliminatorias. Cada uno con su sistema táctico han obtenido diferentes resultados. Además de estos traspasos, se dio un cambio generacional y de localía, pero siempre con Lionel Messi como abanderado y figura.

Camino a Rusia de Argentina 2018: un final de película
Agónica clasificación de la Albiceleste a Rusia | Foto: VAVEL

Todas las selecciones que se han clasificado a este gran evento como un Mundial debieron atravesar un largo camino para conseguir su boleto. Algunas han transitado las Eliminatorias con absoluta tranquilidad y sellando el pase a Rusia fechas antes de culminar todo el tramo, sin embargo, en Argentina sucedió todo lo contrario. La Albiceleste tuvo que sufrir hasta la última fecha donde además de estar con la calculadora en la mano y observando de reojo a los otros partidos en simultáneo, tuvo un superhéroe vistiendo la ‘10’ en la espalda y llamado Lionel Messi.

Entre el Mundial de Brasil y el desenlace de las Eliminatorias de la CONMEBOL sucedieron infinidades de sucesos. Dentro de estos 18 partidos que debieron disputarse, han pasado tres entrenadores diferentes a lo largo de este camino. Gerardo Martino, Edgardo Bauza y Jorge Sampaoli fueron los que se pusieron el buzo de dt durante las eliminatorias sudamericanas.

La hora del 'Tata'

Tras el bicampeonato obtenido en el país vecino por la Copa del Mundo y la renuncia de Alejandro Sabella, Gerardo Martino fue el encargado de tomar el timón de la Albiceleste. El ex entrenador de Newell’s Old Boys y Barcelona estuvo al frente del seleccionado durante los seis primeros partidos. Los resultados fueron divididos ya que obtuvo dos victorias (Chile 2-1 y Bolivia 2-0), dos empates (0-0 Paraguay y 1-1 Brasil) y dos derrotas (0-2 Ecuador y 0-1 Colombia).

Sin embargo, estos resultados no fueron los que condenaron a Martino a su partida de Argentina sino que su renuncia se dio debido a los problemas institucionales que tenía la Asociación del Fútbol Argentino. En esos tiempos estuvo presente la Comisión Normalizadora al frente de Armando Pérez. Con unos Juegos Olímpicos a la vuelta de la esquina y dos subcampeonatos en Copa América, el Tata le dejaba el cargo a Edgardo Bauza.

El turno del 'Patón'

Hasta ese momento, la Albiceleste se encontraba en la tercera ubicación con once puntos, muy cerca de los líderes Ecuador y Uruguay, tan solamente a dos puntos. Con la llegada del Patón, Argentina seguía su curso en las Eliminatorias pero antes de comenzar los encuentros ante los otros seleccionados, el ex dt de San Lorenzo empezaba con una dura misión: que Lionel Messi vuelva a ponerse la celeste y blanca. El actual ‘10’ de Barcelona había renunciado tras la caída en la final de la Copa América Centenario y el estratega afrontaba sus primeros días de mandato con el objetivo de repatriar a la Pulga.

Con el transcurrir de los días, se avecinaba una nueva doble fecha de Eliminatorias hasta que se confirmó lo esperado por todo el pueblo argentino. Lionel Messi volvía a la Selección Argentina, esta vez con un look particular, donde predominó un rubio platinado en su cabeza. Además, como todo llegada de un nuevo dt, hay jugadores que no son citados y comienzan a desaparecer mientras que otros hacen sus primeros encuentros con la camiseta del seleccionado.

De a poco iban desapareciendo jugadores como Erik Lamela, Javier Pastore, y otros más, mientras que se daban otras apariciones como la de Lucas Pratto, Lucas Alario, Emmanuel Mas, etc. Sin embargo, Bauza llegó solamente a dirigir en ocho oportunidades. Fueron cuatro victorias (1-0 vs Uruguay, 3-0 vs Colombia, 1-0 vs Chile y 2-0 vs Bolivia), dos igualdades (2-2 vs Venezuela y 2-2 vs Perú) y dos caídas (0-1 vs Paraguay y 3-0 vs Brasil).

El estilo de juego que propuso el ‘Patón’ no era del todo convincente. Por momentos, la Albiceleste se tornó pragmática y en algunas ocasiones se han definido partidos por los mínimos errores. Agregado a esto, llegó la asunción de Claudio Tapia como presidente de la AFA lo que derivó en otra causa para la destitución de Bauza en su cargo. De esta forma, se marchaba de la Mayor con el 45,8% de efectividad y dejando a la Selección en zona de repechaje a falta de pocas fechas para el final.

El tercero es el vencido

Con las dudas en la posición en la que se encontraba y la resistencia para algunos jugadores por parte del público, se presentó a Jorge Sampaoli. El casildense llegaba a la Albiceleste con una Copa América en su espalda dirigiendo a Chile. Justamente, él fue el dt de La Roja en la primera final que venció a Argentina mediante la definición por penales. Ahora llegaba a Argentina tras su paso por España al frente de Sevilla y tenía la misión de sellar la clasificación en las últimas cuatro fechas de Eliminatorias.

La caída en La Paz ante Bolivia fue un partido importante en lo que fue el tramo final. Además de ser el último partido de Bauza como dt, también significó la partida de varios jugadores. Con la llegada de Sampaoli, empezaron a llegar nuevos aires. La juventud empezó a trepar posiciones y algunos futbolistas que se encontraban en un gran presente recibieron un llamado para vestir la camiseta de la Selección.

Con un nuevo entrenador comenzaron a aparecer nuevos nombres que tal vez no eran tenidos en cuenta o se destacaron con el paso del tiempo. Giovani Lo Celso, Cristian Pavón, Nicolás Tagliafico, Mauro Icardi, Alejandro Gómez, Leandro Paredes, Darío Benedetto, algunos de los nombres que fueron parte de la ‘nueva camada’.

Al momento de la acción, se dieron los empates ante Uruguay y Venezuela. La situación comenzaba a agravarse y para colmo en la penúltima fecha se volvió a sumar de a un punto, esta vez ante Perú donde se vio el cambio de estadio a La Bombonera. La tabla de posiciones se encontraba muy pareja en cuanto a los seleccionados que peleaban la clasificación salvo Brasil, que tras la llegada de Tite arrasó con todo rival que se le cruzó por el frente.

Finalmente llegó la última fecha ante Ecuador. El famoso partido, el que debían matar o morir, se dio en el último capítulo de esta serie de 18 capítulos, además de estar observando los otros partidos que se disputaban en simultáneo. Un gol de los ecuatorianos en los primeros minutos dejaban helados a todos y prácticamente ubicaba a la Albiceleste afuera del Mundial. Hasta que apareció Lionel Messi.

El ‘10’ de Argentina se puso el traje de héroe y con un hat-trick en Quito, le dio la clasificación a Argentina ubicándolo en la tercera posición. Justamente, Lio fue el goleador del equipo con siete goles a pesar de haber estado ausente por ocho partidos –siete por lesión y uno por insultar al cuerpo arbitral- y muy detrás aparecieron otros jugadores con solamente dos anotaciones.

Han pasado varios entrenadores, han pasado varios presidentes. Algunas situaciones se dieron de forma particular en el seleccionado argentino. Han cambiado de jugadores, se fueron algunas conocidas, aparecieron otras nuevas. Partidos dramáticos y otros con un resultado no tan esperado. Sin embargo, la Albiceleste peleó hasta el final y clasificó ‘por la ventana’ aunque partirán a Rusia con la misión de siempre: la consagración.