El rey de Europa ejerce ante Baskonia

Sin alardes, pero ofreciendo su versión más férrea, Fenerbahçe se impuso a Baskonia en el Buesa Arena.

El rey de Europa ejerce ante Baskonia
El rey de Europa ejerce ante Baskonia. | Foto: Baskonia
Baskonia
69 83
Fenerbahçe
Baskonia: VILDOZA (-), GONZÁLEZ (-), TIMMA (10), VOIGTMANN (3), MALMANIS (5), HUERTAS (10), BEAUBOIS (10), JANNING (0), GRANGER (6), POIRIER (4), JONES (8), SHENGELIA (13).
Fenerbahçe: THOMPSON (0), MELLI (10), MAHMUTOGLU (0), WANAMAKER (11), SLOUKAS (15), NUNNALLY (16), GUDURIC (2), VESELY (10), GULER (-), MUHAMMED (0), DUVERIOGLU (8), DATOME (12).
MARCADOR: 25-15, 12-26 (37-41 AL DESCANSO), 14-25, 18-17.
ÁRBITRO: SRES. LAMONICA (ITA), RADOVIC (CRO), BOLTAUZER (SLO). SIN ELIMINADOS.
INCIDENCIAS: PARTIDO CORRESPONDIENTE A LA DÉCIMA JORNADA DE LA EUROLIGA 2017/2018, DISPUTADO EN EL FERNANDO BUESA ARENA (VITORIA-GASTEIZ, ÁLAVA). 11.213 ESPECTADORES.

Fenerbahçe, vigente campeón de Europa, ejerció como tal este jueves en el Fernando Buesa Arena venciendo a Baskonia (69-83) en el partido correspondiente a la décima jornada de la Euroliga. El conjunto de Zeljko Obradovic logró un importante triunfo a domicilio, sin alardes pero ofreciendo su versión más sólida y eficaz, ante un Baskonia que llegaba en buena dinámica tras derrotar a los otros dos colosos que habían pasado previamente por el recinto de Zurbano, Panathinaikos y Real Madrid.

El primer cuarto resultó un espejismo

La puesta en escena baskonista no podía ser mejor, con un primer cuarto de gran nivel. El acierto desde el triple (4/6), así como en el lanzamiento de dos puntos (4/8) y una defensa asfixiante terminaron por sorprender a un Fenerbahçe que acostumbra a entrar en modo diesel a los partidos que disputa lejos de su pabellón. El conjunto turco fue capaz de amortiguar el arreón azulgrana durante ocho minutos, pero en el último tramo del primer período Baskonia puso tierra de por medio gracias a una muy buena lectura del juego y circulación de balón (25-15).

Giro de guión otomano a base de intensidad

En el segundo cuarto llegó el apagón baskonista, un cortocircuito que hacía tiempo no se veía. Precipitado e impreciso en ataque, los de Pedro Martínez se olvidaron de compartir el balón y de buscar el pase extra para encontrar a los tiradores abiertos, precisamente una de las prioridades en el ideario del preparador barcelonés. En el otro lado de la cancha Baskonia no estuvo todo lo intenso en defensa como para aguantar el tirón otomano, cediendo en la lucha por el rebote y sin gastar unas faltas que hubieran sido necesarias para frenar el ritmo anotador del rival. Un duro parcial de 12-26 situaba en el marcador el 37-41 con el que se llegaba al descanso. Quedaba todo por decidir, aunque la sensación de control y dominio de Fenerbahçe flotaba en el ambiente.

Pólvora rival: Sloukas, Melli, Datome, Wanamaker

El liderazgo de Sloukas, capaz de conseguir canastas casi imposibles, un triple de Datome y el rebote ofensivo impulsaron a Fenerbahçe en el marcador (39-46, min 22). Nunnally y Sloukas castigaban desde el perímetro para encender las primeras alarmas del Fernando Buesa Arena (45-53, min. 25). El intento de fuga visitante no iba a quedar ahí, ya que el propio base griego, junto esta vez con Melli, forzaban un nuevo tiempo muerto de Pedro Martínez, que no parecía encontrar las soluciones adecuadas (49-62, min. 28). Granger sabía que era un momento clave del partido y trató de tomar el mando de las operaciones mientras la grada apretaba a los colegiados, protestando un criterio bastante proteccionista con el vigente campeón continental, pero Melli se encargaba de cerrar el tercer acto con un nuevo acierto desde el triple (51-66).

Sin opciones en el último acto

El último cuarto no comenzó con buenas perspectivas para los intereses del conjunto de Zurbano, merced al acierto de Sloukas y Wanamaker. No se le podía reprochar al equipo ni su entrega ni su actitud, siempre tratando de reducir la desventaja, pero no era la mejor noche desde el lanzamiento mientras Datome se unía a sus compañeros en la consecución de canastas al límite de la posesión y que encontraban el aro casi de cualquier manera. La fortuna se aliaba con el campeón, como por otra parte suele ser habitual en el deporte. Ni Baskonia era capaz de anotar con facilidad ni los de Obradovic permitían cualquier intento de sublevación, con Datome haciéndose cargo de certificar el triunfo turco con una acción de dos más uno (64-77, min. 38). Los últimos puntos del encuentro fueron obra de Wanamaker y un triple estéril de Marcelinho Huertas (69-83).

Con esta derrota Baskonia no pudo equilibrar su balance de victorias y derrotas en Euroliga y se sitúa con 4-6. Por su parte, Fenerbahçe avanza con paso firme en la máxima competición continental con un favorable 7-3. La próxima cita para el equipo azulgrana será de nuevo en casa, frente a Obradoiro este domingo (12:30 horas).