Wenger sobre Mkhitaryan: “Tiene dañado el ligamento de su rodilla”
Wenger en un partido con el Arsenal | Fotografía: Arsenal

Sigue la buena dinámica del Arsenal, aunque ante el Southampton lo hizo con más pena que gloria. Los Gunners no estuvieron bien y especularon con un resultado que tuvieron en contra al cuarto de hora. Un combativo Southampton se adelantó en un Emirates Stadium que, una vez más, volvió a presentar una pobre entrada. Los que se dieron cita recriminaron a su equipo y, fuera por esto o por la mayor calidad de los dirigidos por Wenger, los de Londres remontaron hasta situarse 2-1 en el luminoso. A quince para el final, Charlie Austin devolvía las tablas, pero Welbeck, el gran protagonista de la noche, dejó los tres puntos en casa ahondando un poco más en la herida de los Saints.

"Quería rotar un poco porque jugamos muchos partidos y no tengo otra forma de hacer las cosas"

Tras el encuentro, el técnico francés fue cuestionado por esta fragilidad defensiva que demostró su equipo: “Somos un equipo ofensivo, lo que significa que los defensores no están siempre en las mejores condiciones para defender. Hoy creo que lo hemos hecho bien teniendo en cuenta que el jueves por la noche hubo jugadores que dieron un nivel muy alto, lo que dejó a Bellerín y Mustafi con las piernas muy cansadas”. Esta fue la nota negativa de un encuentro que se puso muy complicado para los Gunners: “Queremos seguir ganando nuestros partidos. Quería rotar un poco porque jugamos muchos partidos y no tengo otra forma de hacer las cosas, pero quería elegir un equipo que fuera capaz de ganar el partido”. Sobre su rival, Wenger reconoce el poder del Southampton: “Estuvieron por delante y nos empataron a dos. Siempre han mostrado un gran compromiso, incluso al final del partido”.

Un final de partido algo controvertido, pues el colegiado mostró hasta dos rojas directas, una para cada equipo, por una tángana al final de los noventa minutos. El que la recibió en el Arsenal fue Elneny, un jugador poco dado a estas situaciones. Sorprendido, Wenger arroja su visión sobre los hechos: “No he visto lo que ha pasado con Wilshere. Elneny estaba sorprendido de que le hubieran expulsado, porque es un jugador justo que no se muestra agresivo. No sé si ha tocado al otro jugador en la cara o no, pero creo que fue algo accidental”. En cuanto a la apelación de esta cartulina roja, el técnico francés quiere volver a ver el incidente para sopesar la actuación del club: “No lo he visto bien como para decir nada ahora. Si es posible, lo veremos y valoraremos si apelamos o no”.

Finalmente, y en un ámbito mucho más individual, el técnico del Arsenal explicó el cambio de Aubameyang a veinte minutos del final, algo que sorprendió teniendo en cuenta que el gabonés no puede jugar en la UEFA Europa League el próximo jueves. Descartando la lesión, apuntó al cansancio: “No está lesionado. Le veía algo cansado y quería darle a Lacazette veinte minutos”. El que sí está lesionado es Mkhitaryan que, lamentablemente para los intereses del club Gunner, “tiene dañado el ligamento de su rodilla”, tal y como desveló Wenger en la rueda de prensa posterior al partido. Han tenido que esperar a las pruebas realizadas al jugador armenio para dar un veredicto claro sobre su situación, una situación que pasa, por el momento, por la pérdida de partidos: “No estará disponible para el jueves y tampoco para el Newcastle. Para la siguiente semana, cuando juguemos ante el West Ham, creo que tampoco. Esos partidos se los pierde seguro, pero sí podría jugar antes del final de temporada”.

Con esta mala noticia cerró su comparecencia un Arsène Wenger que ve como su equipo poco a poco vuelve a la senda de la victoria, aunque a buen seguro le gustaría hacerlo con mayor contundencia en la zona defensiva. El 3-2 le permite al Arsenal sumar tres puntos más y recortar distancias con un Chelsea que sigue en la quinta plaza.

VAVEL Logo