Despropósito del Almería en Murcia

Los hombres de Fernando Soriano ridiculizaron sus siglas en la región vecina con una actuación llena de errores que les llevó a ser goleados por 4-0, convirtiéndose así en el equipo más goleado de la categoría hasta el momento.

Despropósito del Almería en Murcia
El Almería naufragó en Murcia ante el UCAM. | Foto: LFP
UCAM Murcia
4 0
Almería
UCAM Murcia: Biel Ribas; Tekio, Hugo Álvarez, Albizua, Góngora; Kitoko (Nono, min 70), Juande, Tito, Natalio, Vicente (David Morillas, min 62) y Jona (Juanma Delgado, min 36).
Almería: Casto; Ximo Navarro, Álex Quintanilla, Trujillo, Nano González; Joaquín, Diamanka, Antonio Puertas (Azeez, min 64), Fidel, Juanjo (Iago Díaz, min 76) y Chuli (Quique, min 58).
MARCADOR: 1-0, Tito (min 14); 2-0, Góngora (min 56); 3-0, Natalio (min 64); 4-0, Juanma Delgado (min 90+1).
ÁRBITRO: David Pérez Pallás, comité gallego. Amonestó a los locales Kitoko y Tekio, así como a los visitantes Juanjo, Joaquín, Diamanka y Álex Quintanilla, éste último por partida doble y teniendo que abandonar el terreno de juego por expulsión.
INCIDENCIAS: Jornada 6 de liga en Segunda División. Partido disputado en La Condomina, en Murcia, a las 22:00 horas del miércoles 21 de septiembre. Presencia de 2.985 espectadores.

La Unión Deportiva Almería salió con la cabeza muy baja de La Condomina. Encajó el abultado resultado de 4-0 ante un UCAM Murcia que se aprovechó de los regalos que los rojiblancos les brindaron. Los hombres de Fernando Soriano erraron sin parar en un partido que va a dar mucho que hablar en el sureste peninsular. Tito, Góngora, Natalio y Juanma Delgado fueron los artífices de una goleada para la historia de este joven club ante los vecinos almerienses.

Soriano probó otro once, sin éxito

El Almería saltaba al tapiz de La Condomina con varias novedades en su once inicial. El técnico maño aprovechó la jornada inter semanal, que llegaba tres días después de la derrota ante el Club Deportivo Tenerife, para hacer algunas rotaciones. Quintanilla suplía a Morcillo en la zaga y el centro del campo recaía esta vez para el senegalés Diamanka y el canterano Joaquín. Arriba reaparecía Chuli, que además de Puertas y Fidel, estuvo acompañado de Juanjo, otro delantero.

Los numerosos cambios en la alineación sirvieron para que el conjunto almeriense saltara al terreno de juego con intensidad, aunque ésta duró muy poco. El UCAM Murcia, que volvía a su estadio tras sorprender al Real Valladolid en Pucela, tardó en reaccionar tan solo cinco minutos. A partir de ahí los universitarios se acercaron al área defendida por Casto y en su primer disparo entre los tres palos, que llegó a los 14 minutos, los locales consiguieron adelantarse en el marcador. Una buena incorporación de Tekio por la banda derecha terminó con tanto de Tito gracias a un disparo raso dentro del área.

El conjunto almeriense se mostró durante gran parte del partido sin ideas. Además sus jugadores encadenaron errores de bulto, siendo las numerosas pérdidas de balón en propio campo algo habitual, desde el principio hasta el final del encuentro.

Polémico gol anulado

Pasado el ecuador de la primera parte los visitantes se encontraron con un gol a favor, sin embargo éste no subió al marcador al ser anulado por el árbitro, que entendió que existía falta en ataque. El tanto lo había materializado Álex Quintanilla. Esa jugada anulada hizo que el primer remate a puerta de los rojiblancos no llegase hasta la media hora de encuentro. Llegó con un blando remate de cabeza de Juanjo Expósito.

El técnico almeriense José María Salmerón, que conocía muy bien al rival al ser el equipo representativo de su ciudad natal, se encontró con el contratiempo de tener que cambiar a uno de sus hombres a diez minutos para el descanso. Jona tuvo que abandonar el terreno de juego por lesión, dejando su lugar a Juanma.

El Almería intentó igualar antes de llegar al descanso. La ocasión más clara la tuvo Fidel que, tras recuperar Joaquín un balón, avanzó hacia el área rival para disparar desde la frontal. Una gran intervención de Ribas evitó el empate.

Ridícula segunda parte del Almería

La actuación de los visitantes en la primera parte había sido bastante discreta. Sin embargo, la segunda sería mucho peor. A pesar de estar el marcador con una mínima ventaja para los murcianos, los rojiblancos se fueron del partido demasiado pronto. Diamanka, que no tuvo su día, realizó un absurdo penalti sobre Natalio. El ex jugador del Almería sintió el mínimo contacto para echarse al suelo, a sabiendas del error que había cometido el senegalés. Góngora fue el encargado de materializar la pena máxima, llegando a engañar por completo a Casto en el lanzamiento.

El regalo de Diamanka no fue el único que recibió el UCAM Murcia. Cuatro minutos más tarde de ponerse 2-0, Álex Quintanilla se pasó se revoluciones y vio una segunda amonestación algo absurda. El defensa central, que había tenido una oportunidad de Fernando Soriano en La Condomina, abandonó el terreno de juego antes de tiempo, dejando a su equipo con diez jugadores.

Esa serie de acciones nefastas para el Almería culminaron en el minuto 64 con otro gol de los locales. Esta vez la pérdida de balón sí tuvo consecuencias drásticas. Trujillo erró y permitió a Natalio aprovecharse de un mano a mano frente a Casto para batirle por debajo de las piernas. Era el 3-0, que dejaba el encuentro sentenciado.

Para los de Soriano no fue fácil terminar el encuentro en tal situación. Jugaban con un hombre menos y estaban sufriendo una goleada, más por fallos propios que por méritos del rival. Los rojiblancos ni tan siquiera consiguieron terminar el encuentro con honor, puesto que en la prolongación Juanma hizo un gol más para su equipo y para profundizar en la herida de los almerienses. El luminoso terminó reflejando un 4-0 demasiado abultado para lo visto sobre el terreno de juego, pero que penalizó de manera clara a un equipo al que le falta confianza en sí mismo. Éso y mejorar en defensa. El Almería ya es el equipo más goleado de la Segunda División 2016/2017.