El City comenzó con el pie derecho la defensa de la Carabao Cup
De Bruyne anotó para el City, Foto: Manchester City. 

El actual campeón defensor de la Copa de la Liga desde la temporada 2017/18, Manchester City, hizo su presentación ante Wycombe Wanderers de la League One, con un triunfo que trabajó para conseguirlo, por la tercera ronda de la Carabo Cup. 

Pep Guardiola aprovechó la oportunidad para la rotación de algunos jugadores y darle más rodaje a otros, pero con muchos nombres muy conocidos en su once como Kevin De Bruyne, Phil Foden, Riyad Mahres, Raheem Sterling y Ferrán Torres, mientras que el resto del equipo fue integrado por jugadores no de tanto renombre.

El rival de turno en esta ocasión es el equipo de la League One, Wycombe Wanderers, que en las siete fechas que se disputaron del torneo hasta el momento, sumó 14 unidades, ubicándose en la quinta posición, a dos puntos del líder, Wigan.

El escenario del encuentro fue el Etihad Stadium, la casa del equipo Ciudadano, lo que lo obligaba aún más de ser protagonista del juego, pero la visita tenía el objetivo de dar la gran sorpresa del torneo.

Media sorpresa

Más allá de los nombres, el Manchester City nunca renuncia a su estilo de juego. La tenencia del balón y la circulación como primordial para llegar a la portería rival. El mayor peligro lo generaban cuando se combinaban.

Ferran Torres en los primeros minutos tuvo la más clara del encuentro, tras recibir un centro, pero su cabezazo terminó en las manos del portero David Stockdale. 

Sin embargo, los dirigidos por Gareth Ainsworth, dentro de sus limitaciones y nerviosismo de tener a uno de los mejores equipos de Inglaterra enfrente, dio batalla manteniendo un orden y, cuando podía, intentaba buscar alguna infracción cerca del área para intentar lastimar a su rival desde el balón detenido. 

Así, a los 22 minutos de juego desde un saque de esquina, un balón que no logra despejar la joven defensa del City, el portero sale a tapar un disparo de Ryan Tafazolli, que le pega mal, pero le bastó para que Brandon Hanlan, con la portería vacía, anote el primer tanto del encuentro. 

La ventaja del Wycombe. Foto: Wycombe.
La ventaja del Wycombe. Foto: Wycombe.

De esta forma, para sorpresa de todos, los de la League One tomaban la ventaja en el marcador para hacer delirar a su gente por un tanto que no iban a olvidar nunca más en su vida. Pero poco les iba a durar la alegría. 

Los de Guardiola se fueron adelantando cada vez más, pudo marcar el empate en los pies de Sterling con un disparo cruzado, pero Stockdale fue el protagonista y desvío el balón. 

Ese fue el puntapié para que el Manchester City despertara. Primero, a los 29 minutos Kevin de Bruyne encabezó el juego por izquierda, enganchó para encontrarse su lugar, sacó su remate cruzado y puso el partido en tablas. 

Desde ese momento, la muralla de Wycombe se desmoronó. El City tuvo el segundo en los pies de Sterling, pero el portero y el poste le negaron la ventaja al equipo dueño de casa. Pero la ansiada ventaja llegaría finalmente en los pies de un disparo de Riyad Mahrez. 

El monologo normal del equipo ciudadanos seguía y, cerca del final, llegaría el tercer ansiado gol en los pies de Phil Foden, con un disparo fuerte y arriba, inalcanzable para un portero que sacó hasta lo que no puedo, pero que no pudo contenerse ante la fuerza de los de la Premier League. 

Foden anotó en el último minuto de la primera parte. Foto: Carabao Cup.
Foden anotó en el último minuto de la primera parte. Foto: Carabao Cup.

Sentenció el partido

En la segunda mitad, la supremacía del Manchester City continuó, pero con la diferencia que ya tenía la ventaja, lo que le permitía hacer circular el balón con mayor calma. No era fácil porque el Wycombe seguía con su muralla para que el local no llegue con tanta facilidad ni pueda entrar a su área. De Bruyne tuvo el cuarto, pero su disparo se fue por arriba del poste. 

Los de Gareth Ainsworth no se daban por vencidos y, con sus armas, buscaban el gol que los pusiera a tiro en el resultado. Un remate cruzado de Adebayo Akinfenwa pudo ser ese grito buscado, pero muy cerca del poste izquierdo de Zack Steffen.

Pero todos los esfuerzos fueron en vano, ya que al minuto 71 del complemento, un pase desde la izquierda de Foden, donde fue lo más desequilibrante para los ciudadanos, donde sólo tuvo que empujarla Torres para sentenciar el 4-1. 

La superioridad del City continuó hasta el final, con circulación y la paciencia fue en búsqueda del quinto que consiguió Mahrez luego de un centro atrás de Sterling y argelino definió fuerte y arriba ya sin portero.

Sólo quedó tiempo para un tanto más, uno de los más esperados, el del futbolista de 19 años, Cole Palmer, que ingresó en la segunda mitad y aprovechó el camino libre para conducir con el balón dominado en sus pies y sacar su remate para poner el 6-1 final. 

Poco tiempo quedó luego de ese último gol. El City, a pesar de que empezó con el pie izquierdo, puso toda la carne al asador para llevarse un contundente triunfo ante Wycombe y pasar a la siguiente ronda. Sólo queda a la espera de saber quién será su rival en la siguiente ronda, por lo pronto, el camino del campeón comenzó firme en búsqueda de su quinto título de forma consecutiva.

VAVEL Logo