0-1, min.25, Rakitic.
El carnaval llega al Bernabéu
FOTO: Noelia Déniz - VAVEL

El carnaval llega al Bernabéu

El Barcelona vuelve a imponerse en el Santiago Bernabéu gracias al solitario gol de Rakitic. Aunque la puntería no ha sido protagonista en la delantera, sí lo ha sido una defensa incansable y atenta a las llegadas de un Madrid que necesitaba resurgir.

martadiosc
Marta Dios
Real MAdridCourtois; Carvajal, Varane, Ramos, Reguilón; Casemiro (Isco, min. 75), Modric, Kroos (Fede Valverde, min. 54); Bale (Marco Asensio, min. 60), Benzema y Vinicius.
FC BarcelonaTer Stegen; Sergi Roberto, Piqué, Lenglet, Jordi Alba; Busquets, Rakitic, Arthur (Arturo Vidal, min. 70); Messi, Luis Suárez y Dembélé (Coutinho, min. 78).
INCIDENCIAS26ª jornada de Liga Santander disputada entre el Real Madrid CF y el FC Barcelona en el estadio Santiago Bernabéu ante 78.921 espectadores.

La Liga Santander ha deparado un nuevo clásico para Real Madrid y Barcelona, que tan sólo tres días más tarde han vuelto a encontrarse sobre el césped del Santiago Bernabéu. Aún con la 'resaca' de la clasificación para la Final de Copa del Rey, los azulgranas no han querido titubear con el segundo enfrentamiento y prueba de ello ha sido la alineación marcada por Valverde, que ha recuperado a Arthur en el centro del campo y ha vuelto a situar a Sergi Roberto en el lateral derecho.

Solari, que ya aseguró que levantaría el vestuario, ha apostado de nuevo por Courtois bajo palos, dejando en el banquillo a Keylor Navas, que poco pudo hacer el pasado miércoles. Tampoco salía de inicio Lucas Vázquez, que dejaba el extremo para Bale, buscando así más llegada al área y arriesgando en defensa, donde Nacho por sanción no podía disputarle el sitio a Varane o Sergio Ramos.

El Barcelona, que llegaba como líder de la clasificación y con 9 puntos de ventaja ante los blancos, quería volver a imponerse ante el eterno rival, dejándolos malheridos en la competición nacional. El Madrid, a las puertas de certificar los cuartos de Champions League, necesitaba volver a sentirse un equipo fuerte gastando su última bala en Liga, ya que una derrota los alejaría del título final.

Igualdad en los primeros minutos

Aunque Messi ha cogido el primer balón con la intención de plantarse al área, han sido los blancos los primeros en generar peligro con la falta directa desde el balcón del área, cuando Busquets se había ganado la amarilla. Bale, que no se lo ha pensado dos veces en disparar a portería, ha mandado la esférica por encima de los dominios de Ter Stegen. Poco después volvía a ser el capitán azulgrana quien buscaba a Suárez en largo, aunque Courtois y Varane se han cruzado en su carrera.

Messi y Rakitic empiezan a generar peligro

Ambos equipos buscaban dominar el encuentro, repartiéndose a partes iguales la posesión del balón en los minutos iniciales. Benzema ha intentado superar a Lenglet por el extremo izquierdo asociándose con Reguilón, aunque el central francés ha corregido correctamente la acción ofensiva. Después era Dembélé quien dejaba sólo a Jordi Alba en el área, aunque la caída posterior de Rakitic dentro del perímetro madridista no ha recibido pena a cambio.

Courtois ha hecho su primera intervención rozando los 15 minutos de juego tras un potente disparo de Suárez fruto de una buena asistencia de Rakitic. Pero la más clara para los de la Ciudad Condal ha salido de las botas de Messi, que la ha picado desde el lateral izquierdo por encima de Sergio Ramos, rozando los límites de la portería de Courtois.

El Barcelona marca superioridad en el Bernabéu

Los blancos necesitaban subir el tono del encuentro y, pese a que Messi pedía más ritmo en el centro del campo, han sido Modric y Benzema quienes han puesto el miedo en la afición culé, aunque Piqué ha salido al rescate del desastre. Sergi Roberto ha encontrado a Rakitic desmarcado al espacio y no ha dudado en cederle la posesión. El croata, firme con su derecha, la ha cruzado para hacer el primer gol de la noche, besando el escudo, e imponer los colores azulgranas en el Bernabéu.

Rakitic pone al Barcelona por delante | Foto: Noelia Déniz - VAVEL
Rakitic pone al Barcelona por delante | Foto: Noelia Déniz - VAVEL

La tensión empezaba a subir en el césped de la capital, con Suárez insistente pidiendo unas manos de Carvajal dentro del área que Undiano Mallenco no ha decidido señalar. Posteriormente era Rakitic el dolorido sobre el verde, pero la falta picada por Messi no ha terminado en la red. Pocos segundos le han faltado al Barcelona para volverlo a intentar, haciendo lucir a Courtois con la doble intervención de los vecinos de Castelldefels.

Vinicius, un tanto frustrado, lamentaba una buena ocasión perdida, como después haría Modric rematando desde dentro del área de Ter Stegen. El colegiado, que ha perdonado en más de una ocasión a Sergio Ramos, ha pitado el final del primer tiempo con Messi tumbado en el césped tras un 'manotazo' del capitán madridista, que no ha supuesto ni la falta.

Inestabilidad blanca

El segundo tiempo ha arrancado con la llegada incesante del Madrid cerca de la portería azulgrana. Benzema ha fallado una clara ocasión, aunque el colegiado había anulado la acción por fuera de juego. Atrás, Lenglet y Sergi Roberto se apoyaban para frenar las embestidas blancas. En la siguiente jugada Carvajal le ha regalado el balón a Suárez por la izquierda, que no ha terminado de encontrar a Messi en el remate final para hacer el segundo.

Continuos desajustes en la defensa madridista

Solari ha buscado más contundencia haciendo entrar a Fede Valverde en el sitio de Kroos, justo cuando Ter Stegen sacaba una buena mano para evitar el empate en las botas de Vinicius. En el otro extremo del campo tampoco Dembélé ha podido superar a Courtois al recibir una buena asistencia de Messi en la zona de tres cuartos. En la banda ya se preparaban Coutinho y Arturo Vidal pendientes a entrar al terreno de juego.

Rakitic, que perdía la posesión dentro de su propia área, ha dejado en bandeja el empate del Madrid, aunque el balón se ha estallado con fortuna en el dorsal izquierdo de Lenglet mientras el Santiago Bernabéu ya cantaba el gol. Segundos más tardes Ramos ha sido amonestado en una doble falta sobre Messi. También la ha visto Lenglet, que no podrá jugar ante el Rayo Vallecano en la siguiente jornada de Liga Santander.

El Barcelona busca hacer más sangre

El Barcelona se ha vestido con sus mejores galas para dar visibilidad a su juego colectivo, tocando continuamente el balón y aculando atrás a los blancos, que no terminaban de organizarse en defensa. Dembélé ha tenido otra gran oportunidad desde la izquierda, pero milímetros lo han separado de la euforia. Con Arthur en proceso de recuperación, Arturo Vidal le ha brindado 20 minutos de descanso en el banquillo.

Arthur vuelve a la titularidad | Foto: Noelia Déniz - VAVEL
Arthur vuelve a la titularidad | Foto: Noelia Déniz - VAVEL

Solari, un tanto desesperado con sus jugadores, ha optado por Isco en el centro del campo, gesto que ha ovacionado el estadio tras varias semanas sin ver al joven en una convocatoria. Después, Valverde ha hecho el habitual cambio de piezas de Coutinho por Dembélé, pese a que el francés era el revulsivo más claro del planteamiento azulgrana.

Quien ha vuelto a reafirmar una vez más que es un jugador de prestigio ha sido Piqué, que se ha cruzado en el camino de Benzema en una peligrosa llegada a portería y ha hecho enmudecer los cánticos del estadio. También Arturo Vidal ha saltado muy atento al césped, cubriendo los intentos de Vinicius de poner al Madrid en el partido.

Aún más líderes

Sergio Ramos ha vuelto a ejemplificar la falta de humanidad en su juego, volviendo a dejar el codo atrás, esta vez en el cuello de Arturo Vidal, aunque el colegiado no ha visto la acción. El Bernabéu aún podía vivir tres minutos más de fútbol con el tiempo de añadido, pidiendo a sus jugadores un último esfuerzo pensando en el título.

Valverde ha movido por última vez el banquillo, haciendo descansar a un Busquets incansable para que entrase Semedo al perímetro de juego. Messi, que recuperaba el balón en la zona de tres cuartos, ha dejado el gol prácticamente hecho a Coutinho, aunque el guardameta blanco le ha quitado el premio al brasileño. Después era el '10' quien sorprendía con un disparo lejano que ha rozado la madera.

Sin tiempo para más, Undiano Mallenco ha pitado el final del partido dejando tres puntos más en el casillero azulgrana, que reforzaba el liderato de Liga dejando al Madrid 12 puntos atrás. Los de Solari quedaban más hundidos tras la doble derrota, aferrándose prácticamente a la Champions League. Los catalanes han estallado en abrazos y saltos en el centro del Santiago Bernabéu orgullosos del trabajo hecho durante una intensa semana de trabajo.

VAVEL Logo