Pese al esfuerzo, el Chelsea no pudo con el Real Madrid
Real Madrid festejó pese a un mal partido | Foto: UEFA

La noche se presentaba ideal en un Santiago Bernabéu en remodelación, escenario que Chelsea visitaba por primera vez para buscar repetir la serie del año anterior, recuperarse y eliminar, ni más ni menos, que al Real Madrid

El dueño de casa llegaba a este duelo con la sensible baja de Eder Militao, quien sería sustituido por Nacho Fernández, mientras que el resto del equipo se mantuvo igual al que dio el golpe en Stamford Bridge, recuperando a Toni Kroos y Luka Modric, dos importantes futbolistas para la generación de juego, que descansaron el pasado fin de semana ante Getafe.

Del otro lado, pese a las declaraciones derrotistas de Tomas Tuchel, los ‘Blues’ recuperaron el ánimo con un impecable 6-0 al Southampton. El entrenador alemán confió en su compatriota, Timo Werner, como delantero central, en lugar del tan discutido Romelu Lukaku, quien parece haber perdido un terreno considerable en la consideración de Tuchel.

Chelsea a por todas, Real Madrid dormido

Comenzó el partido y el Chelsea mostró que buscaría rápidamente marcar la apertura del tanteador, lo cual consiguió cumplido el primer cuarto de hora, con un Mason Mount que aprovechó un desajuste defensivo del Real Madrid, ganando el duelo personal a un Daniel Carvajal en muy flojo nivel.

Al instante tuvo su ocasión el local, pero Vinicius se obnubiló frente a la portería rival y acabó desperdiciando su chance. Consciente del peligro y que la defensa no estaba dando garantías en el retroceso, el Real Madrid comenzó a refugiarse un poco más cerca de su área, buscando cederle el protagonismo a un Chelsea que no lograba volver a quebrar el cerrojo ‘Merengue’, más allá de algunos tímidos remates lejanos.

Chelsea fue superior durante gran parte del encuentro | Foto: UEFA
Chelsea fue superior durante gran parte del encuentro | Foto: UEFA

Finalizó el primer tiempo, con todo servido para que fuera el complemento donde se definiera si las semifinales llevaban escrito el nombre del Real Madrid o Chelsea. La segunda mitad dio inicio y los ‘Blues’ continuaron con su ambición, llevando el peligro hacia una escuadra local que, como ante el PSG, volvió a pecar de cuidadosa.

En una seguidilla de ocasiones para los ingleses, apareció Antonio Rüdiger para elevarse más que todos los jugadores del Real Madrid y llevar la paridad al resultado global. Ahora sí, el Chelsea podía respirar un poco y le pasaba toda la responsabilidad a un ‘Merengue’ que le gusta tener la soga al cuello en la UEFA Champions League.

Aprovechando la penosa actuación del local, Chelsea fue a por más y Marcos Alonso, cerca de la hora de juego, clavó el tercer tanto con un remate fuerte al poste lejano de Courtois. Sin embargo, el VAR intervino, ya que el defensor español se había llevado el balón con la mano, luego de un rebote en su pierna. Lejos de conectar las neuronas apagadas, el Madrid siguió dormido y los ‘Blues’ aprovecharon para, ahora sí, llevar la diferencia a un 3-0 gracias a Timo Werner.

Revivió el Madrid

En medio de la somnolencia generalizada, el genio llamado Luka Modric frotó la lámpara y, con una excelsa asistencia, encontró a Rodrygo para que el brasileño devolviera la igualdad al global. Así las cosas, el partido finalizó su tiempo reglamentario y fue momento de la prórroga para dirimir cuál de los dos equipos avanzaría a la siguiente fase, ya con la confirmación del Villarreal eliminando al Bayern Münich.

Karim Benzema ahogó la fiesta del Chelsea | Foto: UEFA
Karim Benzema ahogó la fiesta del Chelsea | Foto: UEFA

Apenas comenzó el primer tiempo de la prórroga, apareció el que no podía no firmar su nombre en el marcador: Karim Benzema. El delantero francés remató de cabeza y venció nuevamente la resistencia de Mendy para darle la ventaja en el global a su equipo.

Poco habría para agregar en los minutos siguientes y el Real Madrid, con muchos nervios y sudor, logró avanzar a la próxima fase de la UEFA Champions League. Chelsea, por su parte, mejoró notablemente lo que mostró en la ida, pero quedó a las puertas de poder defender su corona.

VAVEL Logo